Oceana y WWF han hecho públicos sus informes y peticiones aprovechando la cita
Oceana y WWF han hecho públicos sus informes y peticiones aprovechando la cita - ABC
CIUDAD DEL CABO

Atún rojo y tiburones: no incrementar las cuotas y mantener adheridas sus aletas

Arranca la 23ª reunión anual de la Comisión Internacional que regula las capturas de las especies altamente migratorias y amenazadas en el Atlántico y el Mediterráneo

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Coincidiendo con la 23ª reunión anual de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico (ICCAT), que comenzó en Ciudad del Cabo (Sudáfrica) ayer, Oceana ha hecho público un nuevo informe sobre el comercio de aletas de tiburón en Hong Kong.

Según denuncia la organización internacional de conservación marina, «hasta 24 países habrían capturado tiburones en el océano Atlántico y el mar Mediterráneo sin declarar sus actividades; requisito básico y legal para una gestión pesquera responsable», explica Allison Perry, científica de Oceana.

Oceana ha comparado datos de 2012 sobre las capturas declaradas a ICCAT, el comercio internacional de aletas de tiburón y las embarcaciones autorizadas para pescar por la ICCAT, lo que le ha permitido identificar dos categorías de países que pueden haber incumplido la normativa:

1. Aquellos que no declararon las capturas de tiburón, pero exportaron aletas a Hong Kong.

2. Aquellos que no declararon las capturas de tiburón pero poseen palangreros autorizados por la ICCAT.

Incumplimientos

A lo largo de la semana, 47 Partes Contratantes que capturan especies altamente migratorias y amenazadas en el Atlántico y el Mediterráneo debatirán medidas clave para su protección. Oceana espera que la ICCAT sustituya su «laxa normativa sobre el finning» por una prohibición estricta que obligue a desembarcar todos los tiburones con las aletas adheridas de forma natural.

La gestión del atún rojo es otra de las cuestiones principales. «Cualquier aumento este año en las cuotas de atún rojo en el Atlántico Este y el Mediterráneo por parte de la ICCAT podría dar al traste con la recuperación del sobreexplotado taxón», manifiesta WWF. La organización ha pedido que no se eleve la Captura Total Permitida por encima del nivel de 2013 (13.400 toneladas) hasta que dicha decisión pueda basarse en los resultados de una nueva evaluación científica, apunta Sergi Tudela, responsable del Programa de Pesca del Mediterráneo de WWF.

WWF ha solicitado el apoyo del Comité científico de la ICCAT para desarrollar una nueva metodología que recoja datos que permitan una evaluación del stock mucho más fiable en 2015. Así como una reforma radical de la cuantificación y la trazabilidad de los peces desde los buques de cerco hasta las granjas.

Durante la 23ª reunión anual que la ICCAT celebra en Ciudad del Cabo también se examinarán los incumplimientos de las Partes Contratantes, con la posible aplicación de sanciones en casos en los que no se hayan declarado datos o haya habido pesca ilegal.