Protesta convocada por Escola Valenciana contra el modelo trilingüe en Educación, en 2011
Protesta convocada por Escola Valenciana contra el modelo trilingüe en Educación, en 2011 - rober solsona
política

Artur Mas concedió 110.000 euros a la entidad del conseller de Educación valenciano

Vicent Marzà defendió los «países catalanes» un mes después de publicarse la resolución de la ayuda

Actualizado:

El presidente catalán, Artur Mas, concedió una subvención de 110.000 euros a Escola Valenciana, la entidad cívica de la que es socio como maestro el nuevo conseller de Educación, Vicent Marzà, justo antes de que éste se posicionara públicamente a favor de los «países catalanes».

La resolución de la ayuda, otorgada de forma discrecional por el departamento de Presidencia del Gobierno catalán, se publicó en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña (DOGC) hace exactamente un año, el 14 de agosto de 2014. Un mes más tarde, Marzà afirmaba en Radio Terra, como ha venido informando ABC, que «los países catalanes existen más allá de lo que diga el Estado». Una afirmación que ha generado un enorme revuelo en el panorama político valenciano, y por la que tanto el PP como Ciudadanos han pedido la dimisión del conseller.

Como ha venido contando este diario, Mas ha otorgado en los últimos tres años más de 300.000 euros a Escola Valenciana, una entidad que ha sido especialmente crítica con el PPCV, y que ahora -con uno de sus miembros como conseller-aspira a influir en el diseño de las políticas educativas del nuevo Consell. Así lo aseguró el pasado mes de julio su presidente, Vicent Moreno, quien ha solicitado a Marzà que integre a representantes de la entidad en el Consejo Escolar.

La última ayuda de Mas a Escola Valenciana publicada hasta el momento es precisamente la de agosto de 2014, por los citados 110.000 euros. Días después de publicarse la resolución, el 11 de septiembre -en plena Diada y a escasas semanas del simulacro de referéndum que celebró Mas en noviembre-, Radio Terra entrevistó a Marzà, por entonces portavoz de Compromís en Castellón, para conocer «cómo se ve el proceso desde el sur», según el locutor.

Independencia en Bruselas

En dicha entrevista, Marzà defendió la existencia de los «países catalanes», animó a desobedecer al Estado para llevar a cabo la votación, y deseó que la Comunidad -el «País Valencià», en terminología nacionalista- se sumase al proceso: «Sin Valencia no hay independencia», aseguró.

Tras el revuelo organizado al conocerse estas declaraciones la semana pasada, la presidenta en funciones del Consell, Mónica Oltra, defendió que ni ella ni Compromís comparten los postulados de Marzà. Sin embargo, como publicó ABC el pasado 9 de junio, el Bloc -partido mayoritario dentro de la coalición- y su eurodiputado Jordi Sebastià forman parte junto a ERC de una alianza de nacionalistas europeos, la «European Free Aliance», que aboga directamente por la independencia de Cataluña y la creación de los «países catalanes» cuya existencia «no solo cultural, también política», defendió Marzà en antena.

Oltra y los «países»

Es más, la propia Oltra mantenía en 2011 una postura bien distinta de la que expresó el viernes, tras disculpar a Marzà porque «no era conseller» cuando realizó las polémicas declaraciones. En una conversación con redactores y lectores del medio digital catalanista Vilaweb, grabada y publicada en internet, Oltra no solo no negó la existencia de los «países catalanes», sino que -a preguntas de los participantes- lamentó que emplear el citado término en la Comunidad «desgraciadamente es temerario», porque a su juicio daba argumentos al PPCV para cargar contra Compromís. «Ni siquiera el de País Valencià, yo lo empleo poco», aseguraba la hoy vicepresidenta y portavoz del Consell. Solo «en actos nuestros, con gente amiga».