Navarro, en una imagen de archivo
Navarro, en una imagen de archivo - j. c. soler
política

El alcalde imputado de Benidorm intenta recalar en la Diputación de Alicante

Los deseos de Navarro, que declara el día 18, chocan con los del alcalde de Alfaz del Pi

Actualizado:

El alcalde socialista de Benidorm, Agustín Navarro, está intentando que su partido lo sitúe como el diputado provincial por la comarca de la Marina Baja (partido judicial de Villajoyosa) que le corresponde al PSPV. Fuentes conocedoras de la operación explicaron que Navarro, que perderá la Alcaldía el próximo 13 de junio –el PP fue el partido más votado, aunque precisará de apoyos externos para investir a su candidato–, trata de hacer valer para ello el peso poblacional de su ciudad y su cargo orgánico como secretario comarcal del PSPV.

Si los tímidos contactos para intentar armar un frente «anti PP» formado por hasta cuatro partidos (PSOE, Liberales, Compromís y Ciudadanos) no fructifican, todo indica que el popular Toni Pérez asumirá la vara de mando en minoría, al menos hasta las generales. Así, Navarro pasaría a la oposición tras un mandato y medio como alcalde –cabe recordar que llegó a la Alcaldía en septiembre de 2009 gracias a una moción de censura con tránsfuga incluido–.

Ante este escenario, y a la espera de dilucidar si el PSPV lo incluye en puestos de salida a las Cortes Generales –Navarro apuesta por el Senado– en las elecciones de final de año, el todavía alcalde de Benidorm busca «retirarse» en la institución provincial, donde los socialistas aún albergan esperanzas de poder gobernar con un cuatripartito antinatura (Compromís, Guanyar/Podemos, Ciudadanos y PSPV) que supere los 15 diputados del PP, a uno de la mayoría absoluta.

La estrategia de Navarro choca de frente con las aspiraciones del alcalde de Alfaz del Pi, Vicente Arques. El primer edil de la localidad vecina esgrime su mayoría absoluta –ha mejorado el resultado de 2011– para atribuirse la prerrogativa de situar a uno de sus concejales en la institución provincial. Hay que recordar que en el mandato que expira el escaño socialista de la comarca ha sido ocupado por la alfasina Genoveva Tent.

Si bien el benidormense cuenta con más asideros en la ejecutiva provincial del PSOE –su apoyo fue fundamental para aupar a David Cerdán a la secretaría general del PSOE de Alicante–, en su contra podría jugar su situación judicial. No hay que olvidar que Navarro se presentó imputado a las elecciones, y que el próximo 18 de junio debe declarar ante el juez –si no hay un nuevo aplazamiento– por «enchufar» a más de cuarenta militantes y afines al PSOE.

Amor y Guijarro

El mismo día que Navarro están citadas a declarar, en este caso como testigos, las ediles Natalia Guijarro –responsable de Hacienda y Personal durante este mandato, y que se quedó fuera de la lista del PSOE– y Gema Amor –exsocia de gobierno de Navarro, que ha vuelto a liderar la candidatura de los Liberales para obtener dos concejales–. Ambas declaran a petición de la acusación particular, el sindicato SPPLB, que inició el caso contra Navarro al poner en conocimiento de la Fiscalía la documentación relativa a los presuntos «enchufes». El fiscal apreció indicios de prevaricación, tráfico de influencias y malversación.

La declaración de Navarro ante el juez se producirá una semana antes de que se constituya la Diputación de Alicante, con lo que del resultado de la misma puede depender su futuro político. Ciudadanos, que tiene la llave, ya ha avanzado que no apoyará listas con imputados.