Vídeo: Tensión en las calles de Alsasua durante el acto de España Ciudadana (ATLAS)

Insultos y tensión en el acto de la fundación de Cs en Alsasua

Más de 1.500 personas cambian el paisaje de esta población navarra en unas horas

Actualizado:

A las doce menos veinte, literalmente rodeados por grupos proetarras, ha comenzado en la plaza de los Fueros de Alsasua, a muy pocos metros del bar donde fueron salvajemente agredidos dos guardias civiles y sus parejas, el acto convocado por España Ciudadana, la fundación del partido de Albert Rivera. Unas 1.500 personas llenan la plaza con banderas españolas y navarras y, aunque sea sólo por unas horas, han cambiado el ambiente denso al que los radicales someten a este municipio.

El desarrollo del acto no es sencillo. Ni por el ensordecedor tañido de campañas de todas las iglesias, en lo que parece un intento de boicotear el acto, ni por el acceso a la plaza, tomado por la Guardia Civil y la Policía Foral para evitar que los asistentes fueran atacados por los proetarras.

La consigna entre éstos al menos hasta el momento, es hostigar pero no provocar enfrentamientos. "No caigamos en sus provocaciones", es lo que gritan quienes parecen ser los cabecillas.

Los insultos a los concentrados son constantes, y en algún caso -los menos-, contestados por los constitucionalistas, que intentan no obstante mantener la sonrisa en una convocatoria que hasta hace poco era, sencillamente, inimaginable.

Desde la plaza, además de las campañas, se pueden oír los gritos de los proetarras, que no van a cesar hasta la disolución de los asistentes al acto, llegados de todos los puntos de España.

Lo de menos, probablemente, sea el discurso de los oradores, en este caso Beatriz, víctima del terrorismo, el filósofo Fernando Savater, y el propio Albert Rivera. Lo realmente significativo es el acto en sí mismo, con constantes intentos de boicot pero al menos de momento sin actos de violencia más allá del lanzamiento de nueces y mecheros contra la caravana de coches en la que han llegado quienes han hecho uso de la palabra.

También asiste el líder de VOX, Santiago Abascal, que llegó antes que los anteriores junto con José Antonio Ortega Lara y que también sufrió su ración de insultos, algo que para él no es nuevo en esta tierra. Lo mismo que los representantes del PP, igualmente presentes.

Además de España Ciudadana, se adhirieron a la concentración la AVT, Sociedad Civil Catalana, Jusapol y AUGC.