La presidenta de la Comunidad, Cristina Cifuentes, acompañada de su «número 2», Ángel Garrido, al comienzo del pleno de este jueves - EFE | Vídeo: Cifuentes reivindica su vocación de servicio público (EUROPA PRESS)

Cifuentes tacha de «circo» el discurso de Podemos y acusa a PSOE y Cs de traer «el guión escrito»

Gabilondo registrará hoy la moción de censura que apoyará el grupo de Ruiz-Huerta tras conocer que la URJC envia a la Fiscalía los informes sobre el «mastergate»

MADRIDActualizado:

Mientras la moción de censura que presentará esta tarde el Grupo Parlamentario Socialista, y que contará con el apoyo de Podemos, planea sobre Cristina Cifuentes, la presidenta de la Comunidad y sus consejeros han tratado hoy de echar tierra sobre el escándalo que ensombrece el máster de la líder regional. No satisfechos con las respuestas de ayer en el pleno extraordinario convocado expresamente para aclarar los puntos oscuros en el expediente académico de Cifuentes, los portavoces de Ciudadanos, Podemos y PSOE han intentado, de nuevo, en el pleno ordinario, abordar el asunto que amenaza con desestabilizar el gobierno del PP.

«¿Dónde está su trabajo de fin de máster? ¿cuántas cajas tiene en su casa? En su caso más que un altillo parece que tiene un almacén de Ikea», ha ironizado la portavoz de Podemos en la Asamblea, Lorena Ruiz-Huerta. Envalentonada, la presidenta regional ha calificado sus argumentos de «circo» y ha tachado a la diputada de la formación morada de «reina del espectáculo». «Entiendo que haya querido hacer en sus tres minutos una mini comparecencia porque ayer probablemente quedó tocada después de que supiéramos de su mini máster en una universidad privada», ha lanzado con ironía.

Cifuentes, sin contestar a los requerimientos de Ruiz-Huerta, ha afirmado que no puede darle «lecciones de ética» cuando algunos de sus dirigentes se dedican a «cobrar becas black», en alusión directa al secretario de Análisis Estratégico y Cambio Político, Íñigo Errejón, que fue multado por la Universidad de Málaga, y que es el candidato no oficial de Podemos a la presidencia de la Comunidad de Madrid. «Entiendo que me querían desgastar e intentar hacer de esto un debate perpetuo», ha afirmado Cifuentes, que ha lamentado que los líderes de la oposición hayan venido con «el guión ya escrito».

Para el portavoz socialista en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, la vehemencia con la presidenta regional se ha defedido de las críticas sobre su máster en la Universidad Rey Juan Carlos «rezuma desdén a la autonomía universitaria y una profunda injusticia para los profesionales que trabajan en las universidades y para los estudiantes que cursan legítimamente un máster». Cifuentes ha despejado esas acusaciones al afirmar que la pretensión de Gabilondo es alargar el debate de ayer, que consideran «inconcluso» porque no les satisfizo y ha censurado «la absoluta falta de pruebas» de todas las cosas que se dijeron desde la oposición. «Entiendo que está siguiendo las instrucciones de su grupo para estirar la comparecencia y tratar de justificar y preconstituir la moción de censura, que han anunciado», ha lanzado Cifuentes.

Intento por volver a la normalidad

En un intento por dotar de normalidad a su agenda y pasar por encima de la polémica, la presidenta se ha marchado sobre las once de la mañana del Hemiciclo, apenas una hora después de que comenzase el Pleno, para asistir a la presentación en el Ministerio de Fomento del Plan de Cercanías para la Comunidad. Esta convocatoria no estaba incluida en la agenda de Cifuentes «por error», según han reconocido desde el equipo de comunicación de Cifuentes. Rodeada de cámaras y periodistas, la presidenta ha evitado responder a nuevas preguntas sobre su futuro.

Para el PP la moción de censura «nace muerta» y ahora sólo queda «esperar» al informe que emitan los investigadores externos designados por la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) para zanjar definitivamente este asunto que, para el portavoz del PP en la Asamblea de Madrid, Enrique Ossorio, se ha convertido en «una cacería política».

Cs insiste en crear una comisión de investigación

Hoy todas las miradas, además de en Cifuentes, estaban puestas en el portavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado, que ha insistido en que quieren escuchar «todas las versiones»: «Ya conocemos lo publicado por eldiario.es, lo que sostiene Cifuentes, pero también queremos escuchar qué tienen que decir las profesoras que firmaron esas actas», ha indicado. «Queremos poner en marcha la comisión de investigación y, a partir de esa comisión, estaremos abiertos a todos los escenarios. Hoy deberíamos estar hablando de una comisión de investigación y no de mociones de censura propuestas con demasiada premura y sin conocer la versión de todas las partes», ha subrayado.

Por su parte, Ruiz-Huerta ha afirmado que no tienen intención de entrar en el Gobierno en el supuesto de que el candidato del PSOE saliese victorioso de la moción de censura que presentarán. La «vocación» de su partido es lograr un «sorpasso» a los socialistas.