Tragedia en la carretera sevillana - EFE

Un conductor sin carné ni seguro atropella a 14 ciclistas y mata a dos

En el accidente, en la N-IV, resultaron heridos otros tres aficionados

SEVILLA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Tragedia ayer en una carretera sevillana, que lleva el luto a la ciudad de Huelva y al sector empresarial andaluz por la muerte del presidente de la Asociación de Industrias Químicas y Básicas (AIQB), Gerardo Rojas, quien junto a otro aficionado al ciclismo, J.L.M., perdieron la vida cuando un vehículo atropelló a un pelotón de 14 ciclistas que circulaban por la N-IV a la altura de Los Palacios. El autor del accidente fue un joven de unos 28 años que conducía un turismo Renault Twingo sin carné ni seguro obligatorio, aunque dio negativo en el control de alcoholemia.

Todo ocurrió alrededor de las nueve de la mañana de ayer, cuando un grupo de 14 ciclistas del club El Molino de Huelva transitaba por la N-IV a la altura de Los Palacios en dirección Cádiz. Un Renault Twingo que circulaba en sentido contrario se saltó la mediana e invadió el otro carril. Iba a gran velocidad, en torno a 140 kilómetros por hora, y primero chocó con el quitamiedos para luego embestir al grupo de ciclistas con tal fuerza que dos de ellos salieron volando, según testigos presenciales.

Uno de los corredores, Antonio Muñoz, relató que el vehículo venía muy rápido y aunque él y otros compañeros pudieron esquivarlo, a Gerardo Rojas y a J.L.M. les fue imposible y, tras saltar por los aires, sufrieron tal impacto que murieron en el acto.

El copiloto del coche de apoyo de la expedición ciclista, Manuel Méndez, explicó que su compañero salió corriendo en dirección al vehículo causante del accidente y cuando llegó, el conductor, vecino de El Puerto de Santa María, había quitado las llaves del vehículo y se había tirado al suelo.

Dos ya dados de alta

Alertados por un particular, al lugar del siniestro acudieron agentes de la Guardia Civil, Policía Local y personal sanitario del 061, que en el caso de Gerardo Rojas y J.L.M. no pudieron hacer nada por salvar sus vidas. Sí atendieron a otros tres ciclistas y al conductor del coche que les atropelló quienes presentaban heridas. Tres de ellos fueron ingresados en el hospital de Valme.

En el mismo centro hospitalario, la Guardia Civil procedió a detener a O.J., el conductor del Renault Twingo, que no tenía ni carné de conducir vigente, ni tampoco el seguro obligatorio y al que se le imputa un delito contra la seguridad en el tráfico. El detenido ha pasado a disposición judicial.

La Guardia Civil ya «baraja varias hipótesis, como el exceso de velocidad o la somnolencia» al volante.