Centro penitenciario de Fontcalent
Centro penitenciario de Fontcalent - JUAN CARLOS SOLER
Sucesos

Una pelea entre internos en la prisión de Fontcalent acaba con un funcionario herido

El incidente se produjo por un ajuste de cuentas y el trabajador se interpuso para evitar la agresión

ALICANTEActualizado:

El sindicato Acaip ha denunciado que una pelea por un ajuste de cuentas ocurrida este sábado entre internos de la prisión de Fontcalent, en Alicante, ha terminado con un funcionario en el hospital por una lesión en la mano y el brazo derecho.

En un comunicado, el sindicato mayoritario de prisiones, ha señalado que este "nuevo altercado grave" en el módulo 1 de la prisión de Alicante Cumplimiento, se produjo la mañana de ayer cuando dos internos de nacionalidad albanesa atacaron a otro interno de nacionalidad marroquí por un ajuste de cuentas.

El funcionario de servicio en el módulo 1, tras percatarse del incidente acudió rápidamente a la galería donde se estaba iniciando la pelea y alertó al jefe de servicio que en ese momento se encontraba en el módulo.

A pesar de la presencia de los funcionarios, los internos albaneses no se amedrentaron y se abalanzaron contra el interno marroquí, según las fuentes.

"El funcionario, arriesgando su integridad física, se interpuso entre ellos, mientras el jefe de servicios intentaba parar a los internos albanos. que gritaban que les daba igual y que tenían que acabar con el marroquí, por lo que su comportamiento era extremadamente violento", señalan desde Acaip.

El resto de los internos del módulo acudieron a la galería dificultando la actuación de más funcionarios, "siendo la situación muy peligrosa tanto para los internos como para los trabajadores".

Finalmente, el jefe de servicio consiguió reducir a uno de los albanos pero sufrió una lesión en su muñeca y brazo derecho que le imposibilitaba el movimiento de esta extremidad.

Tras ser reconocido por el médico de la prisión fue derivado al hospital, donde tras la exploración le inmovilizaron el brazo y está a la espera de más pruebas para determinar el alcance de la lesión.

Los funcionarios aseguran que la situación vivida "recuerda a las sucedidas en los años 80 por su violencia y agresividad, cuando la conflictividad en las prisiones provocaba altercados continuos con consecuencias muy graves para internos y trabajadores".

Según Acaip, es el tercer incidente grave en este módulo en una semana. En el primero se evitó una pelea con "pinchos" carcelarios y en el segundo un interno resultó herido tras una pelea.

"En esta ocasión el lesionado ha sido un trabajador", denuncian desde el sindicato.

Falta de personal

Acaip señala que debido a la falta de personal en el centro, había de servicio un solo funcionario en el módulo 1 con 94 internos, más el encargado que debe hacerse cargo también del control del módulo 11 que alberga a 109 internos y que está anexo y vigilado por otro compañero.

"La suerte quiso que el jefe de servicios se encontrara en ese momento en la oficina del módulo, porque de no haber sido así la situación hubiera sido incontrolable y podríamos estar lamentando consecuencias mucho más graves de trabajadores o internos", advierte Acaip.

Según denuncia, la falta de personal no solo en el área de vigilancia, sino en el resto de áreas que como las de tratamiento y sanitaria, "provoca que la atención y el seguimiento de los internos no pueda ser lo que requerirían personas de estas características".

Además, "dificulta una correcta clasificación interior, que unido al hacinamiento que actualmente hay en la prisión alicantina, convierte a este centro en un polvorín".

"La situación es insostenible y está afectando a la salud física y psicológica de los trabajadores, que vemos cómo no se garantiza nuestra seguridad en el centro de trabajo", denuncia.

Asegura que son conscientes de que esto "repercute en la atención dispensada al interno y a la sociedad ya que no se puede garantizar el mandato constitucional de reinserción y reeducación, así como la integridad física de los internos".

"Los trabajadores de prisiones llevamos más de 18 meses de movilizaciones en los que reclamamos una dignificación de nuestro trabajo, que se cubran las vacantes y una formación adecuada a las funciones que realizamos", recuerdan.

Por ello, el día 11 más de 150 trabajadores de los tres centros de la provincia acudirán a Madrid y el próximo día 18 se concentrarán frente a las puertas de la subdelegación de gobierno de Alicante.