Herrera y Sánchez se saludan en el marco dela Cumbre Hispano-Lusa celebrada el pasado 21 de noviembre en Valladolid
Herrera y Sánchez se saludan en el marco dela Cumbre Hispano-Lusa celebrada el pasado 21 de noviembre en Valladolid - ICAL
Política

Las seis reivindicaciones que Herrera llevará a Sánchez

Tras varios encuentros fugaces, el presidente de Castilla y León tendrá su primer cara a cara con el dirigente nacional este martes, a quien planteará demandas como la «urgente» reforma de la financiación, una transición energética «justa y ordenada» y un plan «serio» de automoción

ValladolidActualizado:

Tras varios encuentros fugaces, este martes es el día marcado en el calendario para el primer cara a cara del presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, y el del Gobierno de la Nación, Pedro Sánchez, desde que el socialista accediese al cargo el pasado verano tras prosperar la moción de censura contra Mariano Rajoy. Y Herrera acudirá a la que será su novena visita a La Moncloa para entrevistarse con un jefe del Ejecutivo en sus más de 17 años de mandato con una larga lista de reivindicaciones y también muchas quejas. Y es que el escaso medio año que Sánchez lleva al frente ha servido para desatar las críticas en el Gobierno autonómico en varios frentes como la minería del carbón, las centrales térmicas o la automoción, que se sumarán a otras reivindicaciones como la reforma del modelo de financiación autonómica o las infraestructuras pendientes.

1) Automoción: «un plan serio con recursos públicos»

Nada ha gustado en la Junta de Castilla y León el sorpresivo anuncio por parte de Sánchez de que en 2040 deberán dejarse de fabricar coches con motores de combustión (gasolina, diésel e híbridos). Con cuatro plantas automovilísticas y una importante industria asociada, el sector supone el 24 por ciento del PIB (Producto Interior Bruto Industrial) de la Comunidad, de ahí que Herrera exija al jefe del Ejecutivo central «un plan serio» con «muchos recursos públicos» para impulsar una transición energética «con objetivos claros y plazos realistas», en lugar «de alamar o anunciar futuras prohibiciones», pues ese tope temporal previsto «sólo ha creado incertidumbre» en sectores «tan importantes» como el de la industria automovilística y el agroganadero.

2) Minería y térmicas: una transición energética «verdaderamente ordenada y justa».

El objetivo del presidente de la Junta, que en Madrid atiendan a una «cuestión especialmente sensible» para Castilla y León como la de conseguir una transición energética «verdaderamente ordenada y justa». Una reclamación con la esquela en la mano y aún de luto por el fin del carbón y las cuatro centrales térmicas que queman el mineral negro con fecha de caducidad en 2020, otro de los plazos marcados por la agenda verde del Gobierno de Sánchez, que en menos de medio año en el poder ha sepultado. Por eso, según ya avanzó Herrera al presidente en la carta previa al encuentro, demanda que «se contemplen» los costes «sociales y territoriales» que para estas zonas supone el fin de la que hasta ahora ha sido su principal actividad y están «sin alternativas reales». Castilla y León incide en la importancia de aprovechar «los mayores plazos» que la Unión Europea brinda, así como «garantizar un hueco estratégico» a estas energías en el mix nacional.

3) Financiación Autonómica: un reto pendiente y urgente

Que «corrija los déficit» de un actual modelo que desde que nació en 2009 no gustó a Castilla y León. Es la demanda principal en una de las cuestiones clave que Herrera pondrá sobre la mesa del despacho de Sánchez: la urgente necesidad del modelo de Financiación Autonómica. Un sistema que año tras año «viene aportándonos unos recursos insuficiente», en palabras del dirigente autonómico, y para el que pone sus líneas rojas: debe acordarse de «manera multilateral», de modo que se garantice la «igualdad esencial de los españoles» y el retraso en su reforma «no puede compensarse con un posible aumento de nuestra capacidad de déficit», que llevaría a un incremento del «ya muy elevado endeudamiento público». Además, el presidente de la Junta reclamará que se tenga en cuenta de manera especial el coste de servicios básicos como Sanidad, Educación, Servicios Sociales y Dependencia, así como las circunstancias «objetivas» que lo condicionan en un territorio disperso y con una media de edad más elevada que la media como es Castilla y León. Sectores para los que también planteará otras demandas como «buscar soluciones» al «déficit» nacional de profesionales sanitarios, un Pacto de Estado de Educación o que el Gobierno asuma el 50% de las prestaciones de dependencia, tal y como marca la ley.

4) Reto demográfico: medidas fiscales específicas

Ese envejecimiento de la población está en parte detrás de otro de los problemas de la Comunidad que Herrera tiene previsto trasladar mañana a Sánchez: tener «cuanto antes» de la comprometida Estrategia Nacional frente al Reto Demográfico. Una herramienta «esencial» para hacer frente a ese cocktail en el que no sólo el crecimiento económico y el empleo se mezclan para frenar o impulsar el padrón. En este apartado, una de las propuestas que expondrá es la adopción de medidas fiscales específicas que miren al «amplio» medio rural, así como infraestructuras de comunicación. Un problema, el del reto demográfico, que traspasa fronteras, por lo que Herrera pedirá que el Gobierno defienda ante las autoridades europeas la «necesidad» de que las políticas comunitarias tengan en cuenta y den respuesta a este desafío.

5) PAC: mantener los fondos

También en clave europea, reclamar al presidente que en la negociación abierta de una de las principales políticas comunitarias como en las PAC, tan importante para Castilla y León, «no» se reduzcan los fondos y que se asegure el nivel de financiación actual, el apoyo a los «verdaderos» profesionales del sector y la incorporación al mismo de mujeres y jóvenes. Unas demandas para las que Herrera llega con el aval de una posición de Comunidad «consensuada» con el sector y los grupos políticos parlamentarios.

6) Infraestructuras: históricas demandas pendientes

Desde hace «demasiado tiempo» están pendientes algunas grandes infraestructuras en Castilla y León, y así se lo trasladará el presidente de la Junta a Sánchez. La autovía del Duero (A-11), la León-Valladolid (A-60), la llegada «definitiva» del AVE a Burgos, la integración de FEVE en León o la recuperación de la línea de mercancías directa entre Madrid y Burgos son algunas de esas demandas que volverán a resonar entre las pareces del Palacio de La Moncloa.