La consejera de Familia, entre el presidente de la FRMP y la directora general de la Mujer
La consejera de Familia, entre el presidente de la FRMP y la directora general de la Mujer - F. HERAS

Campaña contra las agresiones sexuales en las fiestas locales con pautas de prevención y defensa

«Para! Respeta mi No. Respeta su No» promueve unos festejos «libres de violencia machista»

VALLADOLIDActualizado:

No podía haber sido más oportuno el anuncio realizado ayer por la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades en el día en el que miles de personas de toda España salieron a la calle para mostrar su repulsa por la puesta en libertad de los miembros de La Manada. Con un escenario de movilizaciones que fue pura coincidencia, la consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, anunció el lanzamiento en toda la Comunidad de una campaña para prevenir las agresiones sexuales, iniciativa orientada especialmente a los jóvenes y, sobre todo, enmarcada en las fiestas patronales que se celebrarán en las localidades de la Comunidad.

Con el eslogan «Para! Respeta mi no. Respeta su no», la actuación está dirigida tanto a hombres como a mujeres con el objetivo de rechazar cualquier tipo de comportamiento sexual contra la voluntad de las personas. Al mismo tiempo, detalla pautas preventivas y de actuación ante situaciones de riesgo y ejemplos sobre las relaciones sociales y sexuales saludables basadas en el respeto mutuo y el consentimiento, al tiempo que orienta sobre qué hacer cuando se es la víctima o testigo de un ataque.

Alicia García explicó que se trata de una medida más de prevención «ante situaciones de elevado riesgo como son las fiestas patronales» porque «queremos unas fiestas y un ocio seguros libres de violencia machista». «Tolerancia cero ante este tipo de agresiones», recordó durante la presentación de un trabajo que se ha realizado en coordinación con la Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP) y la Federación para la Erradicación de la Violencia contra la Mujer y la Infancia (Fevimi), entidad de reciente constitución formada por asociaciones de Burgos, León, Salamanca y Valladolid. La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades destacó la oportunidad de la campaña, no sólo por la resolución judicial que pone en libertad a los miembros de La Manada, sino también por el aumento de la incidencia de delitos sexuales en España hasta el punto de que se producen tres ataques diarios de estas características. Se rerifió, además, a otros datos especialmente preocupantes como que el 40,9 por ciento de los hombres y el 33,4 de las mujeres considera que la responsabilidad de controlar acosos es de las féminas, según un estudio realizado por el Ministerio de Sanidad. Para poner freno a estas situaciones, la consejera recordó cómo en 2010 Castilla y León aprobó una Ley pionera en España contra la violencia de género en la que las agresiones sexuales se contemplaban dentro de dicho concepto de violencia, una medida que el pasado año la Junta propuso que se incluyese en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género, como así ocurrió. Con la iniciativa que se presentó ayer se pretende trasladar un mensaje «claro» y «conciso» que va dirigida tanto a ellos como a ellas con el objetivo de motivar a la ciudadanía y, especialmente a los jóvenes, a rechazar cualquier tipo de comportamiento sexual que vaya en contra de la voluntad y dignidad de las mujeres.

En términos similares se manifestó el presidente de la FRMP, Alfonso Polanco, para quien «se acerca la época estival y con ella las fiestas y existen aún comportamientos que hay que erradicar». «Hoy se pisotea más que nunca la libertad de las mujeres», denunció, por eso «es una prioridad erradicar esta lacra, ofrecer información y pautas de actuación para prevenir». «Las fiestas deben estar limpias de agresiones y de agresores», enfatizó el también alcalde de Palencia. Destacó, además, que si hay un asunto en el que el acuerdo político es total es en la lucha contra la violencia de género y las agresiones machistas «y en eso tenemos que incidir». «Pedimos respeto para poder ejercer la libertad, para ser libre», recalcó.

La campaña cuenta con un presupuesto de 20.000 euros, 18.000 de los cuales han sido aportados por la Administración central. Su difusión comenzará hoy mismo con la distribución de más de 8.000 carteles y 300.000 folletos cuyo contenido ha sido elaborado por Fevimi a partir de los casos de víctimas y de recomendaciones de las Fuerzas de Seguridad del Estado. En estos textos se incluye información sobre medidas de carácter preventivo para evitar la agresión, las indicadas en el momento en que se produce y la actuación posterior, así como la identificación de los comportamientos que no deben ser tolerados.

La iniciativa se difundirá también en las ediciones digitales de los medios de comunicación, en radio a través de emisoras especialmente enfocadas a público joven y, sobre todo, a través de las redes sociales. Junto a esta campaña genérica se han elaborado también materiales específicos dirigidos a la prevención de agresiones sexuales en fiestas. En este caso, además de los carteles, se distribuirán más de 400.000 posavasos y servilletas en las fiestas de los municipios de la Comunidad con el mensaje de la campaña. Está previsto también que la campaña tenga una amplia presencia en los municipios de la Comunidad, a través de la difusión y divulgación que realice la FRMP.

Pautas de comportamiento según el folleto

Si eres chico:

-Una regla básica: un sí quiere decir sí. Un «no sé», «quizá en otro momento», «ahora no lo tengo claro», quiere decir NO.

-Que alguien sea agradable o te dé conversación no quiere decir que quiera algo.

-Si no te siguen el rollo, déjalo, no te pongas pesado. Todas las personas tienen derecho a que se respete su libertad sexual. Tiene derecho a decir NO.

-Puede ser que el día anterior os hayáis enrollado, eso no quiere decir que siempre quiera. Un NO es un NO. ¡Respétalo!

Si se produce la agresión:

-El único culpable es el agresor. -Intenta mantener la calma y fijarte en todos los detalles posible del agresor y del lugar en el que te encuentres.

-Evita los insultos y las súplicas. Hablar no suele dar resultado. -Favorece el desconcierto del agresor mediante conductas atípicas: vomitar, fingir un desmayo o un ataque epiléptico.

-Gritar o huir son otras alternativas, pero antes de llevarlas a cabo valora si la situación en la que te encuentras ofrece alguna posibilidad real de éxito. Si fallas, tal vez la violencia se dispare. -Resistirse puede ser otra opción si es un único agresor y no va armado. Lucha entonces con todas tus fuerzas.