Los perros peligrosos que mataron a dos mujeres en Colmenar de Oreja no tenían microchip

La madre y la hija fallecidas ayer por el ataque a dentelladas de sus propios perros tenían en su...

Actualizado:

La madre y la hija fallecidas ayer por el ataque a dentelladas de sus propios perros tenían en su casa seis animales de raza peligrosa. Sin chip, sin seguros, ni permisos, según fuentes de la investigación. Como no estaban registrados, el dueño de la casa puede ser acusado de homicidio imprudente y negligencia grave en la tenencia de animales peligrosos. Los maridos de las víctimas son hermanos y, según los agentes, tienen antecedentes por riñas, lesiones y hurtos.Las autopsias de Luisa y Eva y el ADN de los perros concluirán qué animales las atacaron. Todos están en un centro de acogida de la Comunidad de Madrid, a la espera de los resultados. La hipótesis es que fueron dos dogos de Burdeos. Uno de ellos está mezclado con American Standford, raza peligrosa también.