Alfredo Pérez-Rubalcaba durante la comparecencia - efe

Rubalcaba: «El PSOE es un partido fuerte con el que hay que contar siempre»

«En otros momentos de la historia nos han intentado destruir y no han podido», ha dicho el secretario general de los socialistas

madrid Actualizado:

En su primera comparecencia ante los medios tras las elecciones autonómicas de ayer en Andalucía y Asturias, el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez-Rubalcaba ha asegurado que el partido que lidera «es un partido fuerte, con el que siempre hay que contar y al que no se puede ignorar». «En otros momentos de la historia nos han intentado destruir y no han podido», ha dicho el líder de los socialistas.

Un día después de las elecciones andaluzas y asturianas, Rubalcaba ha asegurado que su partido es «una referencia para muchos progresistas». En opinión de Pérez-Rubalcaba, tras las elecciones del 20N, los socialistas han empezado «un nuevo ciclo». El secretario general del PSOE cree que el Partido Popular no logrará gobernar en las dos comunidades porque «está haciendo cosas distintas de las que dijo que iba a hacer». En opinión de Rubalcaba, «muchos ciudadanos se han dado cuenta de que el PP se ha aprovechado de esta crisis para hacer un ajuste de cuentas con el Estado de Bienestar».

«El PP quiere hacer un ajuste de cuentas con el Estado de Bienestar»

En opinión del secretario general del PSOE, el Gobierno español está poniendo en cuestión «algunos de los equilibrios básicos de la sociedad, la seguridad y los servicios básicos se están poniendo en cuestión». En relación con la reforma laboral emprendida por el Gobierno de Mariano Rajoy, el líder de los socialistas ha dicho que es «el máximo exponente de esta política, va a disminuir derechos y va a aumentar el numero de despidos».

Rubalcaba ha valorado positivamente los resultados que ha obtenido su partido en la jornada electoral de ayer. «Los andaluces son conscientes de que tienen buena sanidad pública, educación pública, infraestructuras y desarrollo de la Ley de Dependencia». En opinión de Rubalcaba «los andaluces y los asturianos han votado pensando en Andalucía y Asturias». El líder del PSOE ha reconocido que su partido aún no cuenta con el apoyo de la ciudadanía. «Somos conscientes de que éste es el principio de un largo camino hacia la recuperación de la confianza de los españoles, es un paso adelante pero queda mucho camino por recorrer», ha dicho.

Feliz por su amigo

Según informa desde Ferraz Laura López Caro, en contra de las lecturas que destacan sus tensas relaciones con José Antonio Griñán, el secretario general del PSOE se ha esforzado por subrayar que está «feliz» por lo que las urnas han deparado a quien es presidente del partido que lidera y además «amigo». Rubalcaba ha añadido que, en cuanto a las negociaciones en Andalucía para formar un gobierno -que con toda probabilidad mandará Griñán con el apoyo de IU-, el secretario de los socialistas andaluces tiene «manos libres» y el total apoyo de la Ejecutiva Federal.

«Esto de los tuyos son muy malos y los míos muy buenos es un disparate»

En relación a los posibles acuerdos que el PSOE pudiera realizar para gobernar en Andalucía, Rubalcaba ha afirmado que «cuando IU permite que el PP gobierne en Extremadura es un partido responsable y sensato, y si quiere gobernar con el PSOE es extremista». Al secretario general de los socialistas IU no le «produce ningún temor». Por otra parte, Rubalcaba ha asegurado que los socialistas hacen una oposición útil. «Oposición útil es pactar y discrepar, y esa estrategia no ha sido rebatida por andaluces y asturianos», ha dicho el líder de los socialistas.

Ante los resultados de las elecciones en Asturias y Andalucía, el secretario general del PSOE ha preferido fijarse en los porcentajes del total de votos. «Porcentualmente el PSOE ha subido en Andalucía y Asturias», ha dicho Rubalcaba. El secretario general de los socialistas ha asegurado que «el señor Rajoy ha querido ocultar sus presupuestos para ganar en Andalucía y Asturias y no le ha salido bien». Rubalcaba también ha valorado la posible incidencia de los casos de corrupción en los resultados electorales. «La corrupción ha afectado, pero es una cosa que tenemos que plantearnos todos los partidos; esto de los tuyos son muy malos y los míos muy buenos es un disparate», ha dicho Rubalcaba.