El escaño por Almería de Villegas peligra si baja la paricipación
El escaño por Almería de Villegas peligra si baja la paricipación - J. R. Ladra

Ciudadanos puede perder «entre 12 y 14 escaños» el 10-N

El partido de Albert Rivera teme una baja participación, pero confía en movilizar a su electorado en la campaña electoral

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El único precedente de repetición electoral en unas generales no le fue bien a Ciudadanos (Cs). Los de Albert Rivera irrumpieron por primera vez en el Congreso en 2015 con cuarenta diputados, pero se dejaron ocho actas por el camino en 2016. Ahora, la implantación territorial de Cs es mucho mayor, pero también da más vértigo la caída después de los 57 escaños obtenidos el 28 de abril.

Fuentes de Cs reconocían la semana pasada, aunque aún no tienen «trackings» propios, que la repetición electoral les puede costar hasta «entre 12 y 14 escaños». En la madrileña calle de Alcalá, en la sede nacional del partido, tienen claro que en esta nueva cita con las urnas el enemigo a batir es la abstención. Ya antes del 28-A los llamamientos a la movilización fueron constantes por parte de los líderes de Cs, y es que tienen claro que el más perjudicado en caso de una baja participación es su partido. El motivo: que su electorado no está tan politizado como el de otras formaciones y que decide el voto –y si votar– en el último momento. Por eso en la anterior campaña Cs se centró especialmente en la última semana y en los debates electorales; para convencer a los indecisos sobre la bocina.

Según cálculos recogidos por los dirigentes de Cs un 0,8 por ciento de voto arriba o abajo puede suponer una diferencia de hasta diez escaños, una estimación que concuerda con la proyección de la última encuesta realizada por GAD3 para ABC, en la que se ve cómo la pérdida de un 1,9 por ciento de sus sufragios le supondría a Cs caer hasta los 45 diputados –doce menos de los que tiene ahora–.

Un territorio clave es Castilla y León, donde en las provincias con menor número de diputados un puñado de votos significa la diferencia entre obtener un acta en todas ellas o ninguna en toda la comunidad autónoma. Allí Cs obtuvo el 28-A ocho diputados después de quedarse con solo uno en 2016. La diferencia: apenas 80.000 votos.

Las cuatro provincias donde más peligra el escaño de Cs son Ávila, Guadalajara, Zamora y Palencia. En esta última, el PSOE estuvo a solo 444 votos de obtener un segundo diputado y dejar sin representación a Cs. Tampoco se puede confiar el secretario general del partido, José Manuel Villegas, en el caso de que repita como cabeza de lista por Almería.

Aunque finalmente amarró el escaño y, con resultados similares, el PP estaría más cerca de perder su segunda acta, el número dos de Cs no tiene garantizado su asiento. Le sucede algo similar a Juan Carlos Girauta, único diputado de Cs por Toledo, aunque en su caso tendría que superarle Vox y, además, que se incrementase la brecha entre los populares y los liberales.

Fuentes del Comité Ejecutivo de Cs consideran que no se está produciendo una «fuga de voto» al PSOE, sino que simplemente muchos de sus votantes optan ahora mismo por la abstención. Por ello, garantizan que van a hacer una campaña alejada de lo «tradicional» para conseguir nuevamente sacar de casa a sus electores y concienciarles de la importancia del voto. Su hilo conductor será culpar a Pedro Sánchez del bloqueo, algo que no ven difícil porque «tiene perdido el reparto de la culpa».