Recuento oficial del Ministerio de Interior
Recuento oficial del Ministerio de Interior - ABC
Elecciones Generales

El PSOE fue el único partido que perdió escaños según avanzaba el escrutinio

Indra repartió casi 23.000 tabletas en los colegios electorales para la transmisión de los datos

MADRIDActualizado:

El PSOE es el único de los principales partidos políticos de nuestro país que va perdiendo escaños a medida que avanza el escrutinio oficial de votos, según el análisis realizado por este periódico. Así ha ocurrido en las dos últimas consultas.

Con el 11% de los votos escrutados, el pasado domingo por la noche el PP tenía 132 escaños, el PSOE 93, Unidos Podemos 64 y Ciudadanos 21. Al final del recuento, el PP había subido a 137 escaños (cinco más), el PSOE había bajado a 85 (ocho menos), Unidos Podemos creció a 71 (siete más) y Ciudadanos se disparó a 32 (once más).

Lo mismo sucedió con las elecciones del 20 de diciembre de 2015. Con el 14% de los votos escrutados, el PP tenía 118 escaños, el PSOE 95, Podemos 64 y Ciudadanos 29. Al final, el PP sumó cinco escaños más (123), el PSOE perdió cinco (90), Podemos ganó cinco (69) y Ciudadanos sumó once (40).

En los comicios del 20 de noviembre de 2011, el PP tenía 176 diputados con el 10% escrutado y acabó con 186. El PSOE empezó con 110, llegó a bajar a 108 y terminó con los mismos 110 escaños.

Los expertos consultados por ABC coinciden en afirmar que no existe una explicación científica a esta evolución, salvo las consecuencias de aplicar el sistema d'Hondt. Los primeros votos que llegan al centro de datos son los de las mesas electorales con menor número de votantes y la de aquellas donde no se ha producido ningún problema técnico, según explica un portavoz de Indra, la multinacional española que se ha encargado procesar los votos de estas elecciones.

Existen dos modelos de transmisión de los datos provisionales de cada mesa electoral: a través de tabletas electrónicas y vía telefónica. Indra repartió casi 23.000 tabletas en la mayoría de los colegios electorales (98,5%), mientras que los datos de unos 750.000 electores (1,5%) se mandaron por teléfono. En cualquiera de los casos, y tras contabilizar el voto por correo de cada mesa, es un representante de la Administración quien, con una clave, envía los datos al centro de Indra.

Además, se redactan unas actas por escrito que cada presidente de mesa debe de llevar en un sobre cerrado al juzgado más próximo y que sirven para elaborar posteriormente, y después de contar el voto de los emigrantes, los datos definitivos y oficiales del escrutinio.

Indra es la empresa con más experiencia internacional en procesos electorales. Ha participado en más de 400 comicios en todo el mundo y ha procesado más de 4.000 millones de votos en países como Reino Unido, Francia, Italia, Noruega, Estados Unidos, Argentina y Colombia.