James Breiner: «Los periodistas tienen que asumir que el público ahora tiene voz y quiere expresarse»
James Breiner asumió la dirección del Centro de Periodismo Digital de Guadalajara en julio de 2008
Actualizado Jueves, 17-09-09 a las 15:51
El Centro de Periodismo Digital es una organización sin ánimo de lucro cuya puesta en marcha ha sido posible gracias a la colaboración entre la Universidad de Guadalajara y el International Center for Journalists en Washington. Esta institución, que comenzó sus actividades en julio de 2008, promueve la formación de los periodistas iberoamericanos con el objeto de mejorar su adaptación al nuevo escenario de los medios en internet. Su director James Breiner se muestra satisfecho con el resultado y anuncia los principales retos que quedan por delante.
Hace algo más de un año que asumiste la dirección del Centro de Periodismo Digital de Guadalajara (México), ¿cuál es el balance?
El logro más importante es la alta calidad de los reportajes que han realizado los alumnos. Cada curso avanza hacia un proyecto final, y hemos visto algunos ejemplos impresionantes. El centro comenzó sus actividades con mi llegada a Guadalajara en julio de 2008. Desde entonces se han puesto en marcha cuatro curso sobre temas de gerencia de una redacción en tiempos de cambio, las herramientas digitales para el periodismo de servicio público, el llamado periodismo emprendedor y un curso de actualización profesional para periodistas de Jalisco. Ya está en marcha el quinto curso sobre herramientas digitales para la cobertura del desarrollo sostenible.
¿Están recibiendo buena acogida estos cursos?
Sí. En cada curso hay un promedio de 35 participantes más o menos. A la formación en línea que dura cinco o seis semanas le sigue una parte presencial en el centro de tres o cuatro días. Los alumnos han venido de 15 países de Iberoamérica. Para los cursos presenciales, se contrata a unos entrenadores en las áreas multimedia, periodismo investigativo y manejo de bases de datos.
Además de esta formación específica, ¿qué otras actividades se han apadrinado desde la institución?
Pues he formado a grupos de periodistas en Monterrey, Chiapas y la Ciudad de México, así como conferencias y charlas en México, España y Puerto Rico. Es impresionante la calidad de los reportajes que han realizado los participantes en los cursos del Centro. Una muestra puede ser el blog lanzado como proyecto de servicio público por una periodista peruana que está revelando lo malo y peligroso que es el servicio de taxis en Lima; el reportaje multimedia sobre zonas de Santiago en Chile donde los criminales reinan y los servicios públicos no alcanzan y el reportaje sobre el impacto de actividades humanas en la cuenca del río más importante de El Salvador.
¿Hacia qué áreas se dirige esa formación?
En general, los alumnos quieren actualizarse para participar en esta revolucionaria transformación de la forma de hacer periodismo. Se sienten rezagados y quieren estar al día. Se percibe un gran interés en los temas sobre el multimedia, especialmente sobre el manejo del vídeo y el audio. A la vez, descubren que les queda mucho por aprender y en este sentido es muy importante que asuman que el público ahora tiene voz y quiere expresarse. Los periodistas que no entiendan que su monopolio del discurso público (y de la agenda) se ha acabado van a sufrir las consecuencias, es decir, la pérdida de audiencia y relevancia.
¿Qué perfil tiene el profesorado que forma parte del centro?
En el centro, además de yo, están otros dos personas: una administradora, Norma Cerda, y un webmaster, Alfonso Fonseca, que también enseña una parte de los cursos presenciales en temas como el lanzamiento de un blog, cómo usarlo, cómo se administra un sitio web, cómo seleccionar un sistema para el manejo de contenidos, etc. Después, como expertos invitados vienen periodistas que trabajan en medios de Iberoamérica y tienen experiencia en el uso de estas técnicas.
El periodismo digital en Iberoamérica tiene aún mucho camino que recorrer, ¿cuáles crees que son las principales carencias y los retos?
El cambio del periodismo tradicional al digital ha avanzado a un ritmo más lento porque la mayoría de la sociedad no ha exigido este nuevo producto. El promedio de acceso a internet en Iberoamérica es aproximadamente del 25%, aunque crece rápido. Sin embargo, se hace buen periodismo digital aquí, pues hay mucha creatividad. En general, los grandes medios han avanzado, pero además hay muchos sitios independientes tales como sololocal.com de Argentina, la Silla Vacía de Colombia, Etiqueta Negra de Perú, elrespetable.com de Guadalajara, capitales.com de Costa Rica, elfaro.net de El Salvador y el Reporte Indigo de México que trabajan bien. Los medios que necesitan más ayuda son los diarios regionales o provinciales y las radios. En muchos casos, los dueños no se enteran del significado de lo que está cambiando porque la penetración de la Web está más baja que en Europa y Estados Unidos. En Iberoamérica, los medios tienen el beneficio de ver el futuro que les espera para reaccionar de manera más rápido y más inteligente que sus compañeros en los países más desarrollados. Vamos a ver si aprochan esta ventaja.
¿Cómo ves a los medios iberoamericanos en internet? ¿lo están haciendo bien?
Los grandes medios en México, Argentina, Colombia, Chile y Brasil producen un periodismo digital de alta calidad. Su importancia como contrapeso a la comunicación oficial crece en importancia porque alcanzan a una audiencia más grandecon su presencia en internet. Los gobiernos en Venezuela, Ecuador, Bolivia, Colombia y ahora en Argentina han declarado que la prensa es el enemigo y cualquier medio que les critica está bajo la lupa. Cientos de inspectores de impuestos irrumpieron en las oficinas de El Clarín en Buenos Aires hace unos días por una inspección sorpresa justamente cuando la presidenta estaba criticando la cobertura de este medio. En Venezuela el gobierno ha cerrado unos medios y ha amenazado a otros con hacerlo. Pero me impresionan más esos medios independientes que he citado en la pregunta anterior, porque ellos están creando un nuevo modelo de periodismo dado su buen enfoque temático o geográfico y que están reemplazando al modelo basado en los despachos de agencias que ha sido el que ha prevalecido en los grandes diarios.
Han surgido en los últimos tiempos muchas iniciativas de periodismo participativo en Iberoamérica, ¿cuál es tu valoración?
La variedad de calidad es enorme. Obviamente, muchas personas que publican en la Web y que se llaman periodistas no practican un periodismo con estándares profesionales. A la vez hay mucha gente que quiere ayudar a los periodistas y proveen información. Hay blogueros que hacen mejor cobertura de temas especializados como los negocios que los medios profesionales. Hay que buscar el oro en los montículos de basura. Los periodistas seremos muy arrogantes si pensamos que tenemos un monopolio sobre la información, la sensatez, el acceso a fuentes, el conocimiento de temas científicos o técnicos hasta la buena escritura. Debemos aprender a escuchar. Para los periodistas profesionales, los llamados 'periodistas ciudadanos' son una fuente más que debe ser verificada y cruzada.
¿Qué objetivos se marca el centro para los próximos meses?
Debemos atraer a más recursos financieros para expander nuestro programa, pues en muchas ocasiones la demanda supera la oferta. La Universidad nos proporciona un presupuesto amplio para nuestras actividades y queremos atraer el apoyo de algunas fuentes más, tales como fundaciones privadas y ONG para hacer accesibles nuestros servicios a más gente.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...
Facebook ABC.es