Elena Candia, presidenta de la Diputación de Lugo
Elena Candia, presidenta de la Diputación de Lugo - efe

Candia ve complicado que PSdeG y Bloque la aparten de su puesto

«Es evidente que la relación [entre la oposición] está muy deteriorada», afirma la presidenta de la Diputación de Lugo

Actualizado:

Elena Candia se ve segura al frente de la Diputación de Lugo. La presidenta de la institución provincial afirmó ayer que «va a ser complejo» que PSdeG y Bloque presenten una moción de censura para apartarla del puesto alcanzado tras las elecciones municipales porque «es evidente que la relación [entre ambas formaciones de la oposición] está muy deteriorada».

La popular se refería de ese modo a las declaraciones del diputado frentista Xosé Ferreiro que el jueves aseguró que mientras el alcalde de Becerreá, Manuel Martínez, siga aspirando a presidir la Diputación lucense «no hay nada que hablar» con el BNG.

«El escenario que se vive, como mínimo, hace a uno sentirse un poco avergonzado. Muchos de los ayuntamientos de la provincia fueron abandonados durante ocho años y a otros tan solo les preocupa una lucha de personas y unos enfrentamientos que, además de dañar la imagen de la institución, tampoco son sanos en democracia», censuró este viernes Candia.

Poco después, el portavoz socialista en la Diputación de Lugo, Darío Campos, aseguró que «las negociaciones no están rotas» con los nacionalistas. Sin embargo, al mismo tiempo reconoció que puede ser una cuestión «de meses, de años o no puede ser». «Siempre mantuvieron que no apoyarían a Martínez, pero se pueden tornar las conversaciones y llegar a un acuerdo», aventuró.