efe
copa davis

Nadal y Ferrer entregan una réplica de la Copa Davis a los Reyes

Cariñoso abrazo de Don Juan Carlos a los tenistas

madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Con muestras de afecto y admiración, los Reyes han recibido esta mañana en el Palacio de La Zarzuela al equipo vencedor de la Copa Davis 2011, encabezado por los jugadores Rafael Nadal y David Ferrer. Don Juan Carlos saludó a Nadal con un cariñoso abrazo e interesándose por sus planes para la nueva temporada. El Rey conversó animadamente con el tenista en presencia de los medios de comunicación, pero el ruido ambiental, sobre todo provocado por los flashes de las cámaras fotográficas, impidió escuchar las palabras que intercambiaron. A quien sí se oyó perfectamente fue a la Reina cuando se dirigió a todo el equipo y les trasladó su "¡Enhorabuena!", y cuando preguntó a los tenistas si había sido "muy duro" conseguir la victoria.

Los tenistas entregaron al Rey una réplica de la Copa Davis 2011, que hará pareja con la réplica de la Copa del 2000, que ya se encontraba en Zarzuela, precisamente en el mismo salón de Audiencias en el que los Reyes les han recibido esta mañana. "Tengo la otra allí", les dijo el Monarca al recibirla.

efe
efe

Nadal y Ferrer llegaron acompañados por más de 40 personas. Entre ellas, Albert Costa, capitán del equipo 2011, y Alex Corretjia, capitán del equipo 2012, así como el secretario de Estado para el Deporte, Miguel Cardenal; Juan Ignacio Zoido , el alcalde de Sevilla, ciudad en la que ganaron, y los responsables de la Real Federación de Tenis. Entre todos ellos, llamaba la atención la presencia de Bruno Pascual, jefe de seguridad del equipo, que llevó en brazos la inmensa Copa original y sólo se desprendió de ella para dejarla en el suelo durante la foto de familia y para que luego el presidente de la Federación de Tenis se la entregara al Rey.

Tras la sesión de fotos, los Reyes se quedaron conversando en corrillos con el equipo a puerta cerrada durante unos tres cuartos de hora, previsiblemente sobre los últimos acontecimientos deportivos y probablemente sobre los guiñoles de Canal Plus Francia y las acusaciones de dopaje a los deportistas españoles. A la salida de Zarzuela, los deportistas no quisieron hacer declaraciones.