La cara oculta de la ONG

Hacienda investiga las cuentas de la Fundación Messi

El procedimiento se abrió hace un mes tras la denuncia de un trabajador del sector

Actualizado:

La Agencia Tributaria ha abierto una investigación sobre la contabilidad de la Fundación Messi. Según ha podido saber ABC, el detonante ha sido una denuncia presentada en la Agencia Tributaria por un trabajador del sector de las ONG hace aproximadamente un mes. Fuentes de Hacienda recuerdan a este diario que no pueden confirmar ni desmentir nada relativo a inspecciones, dado que son secretas.

El denunciante acusa a la ONG de no haber cumplido con las inversiones en proyectos sociales que marca la ley, para lo que aportó abundante documentación. Tras un requerimiento, la denuncia fue ampliada hacia la estructura internacional opaca de cobros de convenios que ha utilizado la fundación de la estrella del Barcelona.

Hacienda está examinando todo lo relativo a tributación. Si se apreciaran indicios de delito, tendría que derivar el caso a la Fiscalía correspondiente. Según desveló ABC, la ONG del delantero argentino utilizó la misma estructura internacional (Uruguay y Belice, entre otros territorios «offshore») para mover los fondos que destaparon hacienda y la Fiscalía en el procedimiento personal contra Lionel Messi, que se tradujo en una condena a 21 meses de cárcel.

La sentencia es firme desde el pasado 24 de mayo, cuando la Sala Segunda del Tribunal Supremo confirmó los 21 meses de prisión –eludibles– y una de 2,1 millones de euros. El delantero del Barcelona cometió tres delitos contra la Hacienda Pública al haber defraudado 4,1 millones de euros de la explotación de los derechos de imagen del futbolista en sus declaraciones de IRPF de los años 2007, 2008 y 2009.

Las informaciones publicadas por ABC muestran cómo la ONG ocultó sus ingresos, tanto en España como en su delegación argentina, donde incluso fue clausurada por la hacienda local, la Administración Federal de Ingresos Públicos, al no presentar las cuentas. El futbolista y su familia registraron en 2012 una nueva fundación con nombre casi idéntico, pero siguieron sin presentar balance alguno, tal y como ha confirmado este diario en la Inspección General de Personas Jurídicas de la provincia de Santa Fe, a la que pertenece Rosario, localidad natal del futbolista y sede de delegación argentina de la Fundación Privada Leo Messi.

Los únicos balances contables presentados por la fundación, tres ejercicios fiscales, recogen gastos tan elevados como 549.125,07 euros en «obras de mejora y acondicionamiento de la sede de la fundación», una oficina alquilada, o los 271.000 euros que gastó en asesores, «servicios profesionales independientes», en 2014.

La ONG se fundó en 2007, pero, pese a que es obligatorio, no presentó cuentas hasta 2013, justo después de conocerse que Hacienda abrió un procedimiento al futbolista por evadir la tributación de derechos de imagen, el que terminó con la citada condena del Tribunal Supremo.