don juan carlos abdica Las principales contribuciones del Rey a España

Unidad, reconciliación y democratización es la herencia que deja Don Juan Carlos

Don Juan Carlos, en una imagen de archivo, en su despacho de La Zarzuela
Don Juan Carlos, en una imagen de archivo, en su despacho de La Zarzuela - efe
m. j. pérez-Barco - Madrid - Actualizado: Guardado en: España

Símbolo de unidad, reconciliación y democratización. Son las principales contribuciones del Rey don Juan Carlos a España, como explica el catedrático de Historia de la Universidad de Navarra Pablo Pérez. Quien ha tenido siempre la voluntad de ser el Rey de todos los españoles ha conseguido llevar a cabo una transición pacífica de la dictadura a la democracia, superando momentos como el golpe de Estado del 23 de febrero de 1981 y consolidando la Monarquía parlamentaria con una gran voluntad democrática. [El Rey abdica, cómo lo está contando en ABC.es en directo]

El Rey don Juan Carlos es un «símbolo de unidad —explica el profesor Pablo Pérez— que ha permitido superar divisiones políticas que de otra manera habrían quebrado cualquier proceso de convivencia». Ha conseguido que la Monarquía se haya convertido en una institución «al servicio de la comunidad». Además, su figura representa a la «generación de la reconciliación después de la Guerra Civil, que heredó una España de los vencedores y otra de los vencidos. Y el Rey lo asume con una marcada voluntad de ser el rey de todos los españoles». Su gran talante democratizador han convertido al Rey don Juan Carlos «en una figura relevante en el siglo XX».

También en política exterior el Rey es un valedor haciendo que España recupere su prestigio internacional. «Todo el proceso interno va acompañado de una normalización de las relaciones de España con el exterior», dice el profesor. Un trabajo que culmina con la entrada de nuestro país en las instituciones europeas y su participación en los foros internacionales. En noviembre de 1977, España es admitida como miembro número 20 del Consejo de Europa en Estrasburgo. Cinco años más tarde, ingresa en la OTAN. El gran objetivo se consiguió en 1986, con el ingreso en la Comunidad Económica Europea, en el que el Rey había puesto todo su empeño. Pero donde don Juan Carlos más ha destacado «es en el entorno iberoamericano donde tiene una fuerza personal», matiza Pablo Pérez.

Toda la actualidad en portada