Música

Música

Elena Gragera reivindica a Clara Schumann, Fanny Mendelssohn y Alma Mahler

La mezzosoprano debuta este lunes en el ciclo de lied del Teatro de la Zarzuela, interpretando, junto al pianista Antón Cardó, obras de estas compositoras -relegadas por su condición de mujer-, acompañadas por otras de sus maridos y hermano

Día 23/11/2012 - 15.16h
Elena Gragera reivindica a Clara Schumann, Fanny Mendelssohn y Alma Mahler
columna música
Antón Cardó acompaña al piano a Elena Gragera

No son ni Angela Gheorghiu y Roberto Alagna, ni Anna Netrebko y Erwin Schrott, pero ellos también forman un tandem sobre el escenario, respetado por el mimo y cuidado con el que abordan juntos el repertorio liderístico alemán, francés y español. Nos referimos a la pareja -musical y sentimental- formada por la mezzosopranoElena Gragera y el pianista Antón Cardó, que tras ser su profesor se convirtió en su marido.

Con una extensa, sólida y coherente trayectoria, Gragera ha centrado su repertorio en dos de sus pasiones, la música y la poesía, a lo que ha añadido su curiosidad por descubrir o desempolvar partituras poco frecuentadas y, por ello, menos conocidas.

Este lunes, la mezzosoprano extremeña debutará dentro del prestigioso ciclo de lied que desde hace dos décadas se viene desarrollando en el Teatro de la Zarzuela, (y que ahora, tras la caída del patrocinio de la Fundación Caja Madrid, ha asumido el Centro Nacional para la Difusión Musical, que depende del Inaem).

Un ciclo por el que han pasado las mejores voces del mundo (Matthias Goerne, Thomas Quasthoff, Bryn Terfel, Thomas Hampson, Juan Diego Flórez, Daniela Barcellona...), y en el que en contadas ocasiones han conseguido colarse intérpretes españoles (Arteta, Bayo, Herrera...). «Estamos muy contentos porque es todo un logro participar en él. La verdad es que Antonio Moral (director del CNDM) siempre ha confiado en nosotros y nos ha programado en la Semana Religiosa de Cuenca, en el Auditorio del Reina Sofía, hasta llegar aqui...

-El programa del concierto reivindica el talento de mujeres compositoras, marginado por su condición de mujer o por ser las esposas o hermana, en el caso de Fanny Mendelssohn, de figuras muy relevantes...

-Queríamos combinar las obras de ellos, Robert Schumann, Felix Mendelsssohn y Gustav Mahler, con las de estas mujeres para darlas más a conocer. No pretendíamos crear una comparación. No hace falta comparar la obra de Robert Schumann con la de Clara, cuyas canciones tienen mucha calidad. Es un hecho además que ambos colaboraban juntos, como desmuestra que en el Op 39 de Robert se incluyen tres canciones de ella. Un ciclo que publicó él sin comentárselo a su esposa y se lo freció como regalo por su primer aniversario. También son muy bonitas las de Fanny Mendelssohn, y que no desmerecen de las de su hermano.

-Es la menos conocida de las tres...

-Sí. Al pertenecer a una familia bastante poderosa y rica de la época no era bien visto que la niña publicara nada o saliera fuera. No querían que se supiera nada sobre su actividad. Fue a raíz de un congreso celebrado en Chicago en 1997 cuando empezó a conocerse más su obra. Una vez que se casó con el pintor Wilhelm Hensel se dedicó a realizar tertulias literario-musicales, donde pudo a sacar a la luz algunas de sus obras.

-La más actual es Alma Mahler, que se casó muy joven con Gustav Mahler y este le dijo a través de una carta, antes de contraer matrimonio, que él quería una esposa y no una compositora...

-¡A menuda mujer se lo fue a decir! Pero lo cierto es que durante los primeros años sí le hizo caso, a veces el amor puede con todo, pero al final de la vida de Gustav Mahler parece que a este le gustaron sus canciones e incluso la ayudó un poco, pero fue muy al final.

-A lo largo de su carrera siempre ha reivindicado una música que vive al margen del gran mercado, que vende menos...

-Todos estos números "2", por llamarlo de alguna manera, son menos conocidos pero tienen mucha calidad. Hemos realizado primeras grabaciones de compositores de mucho prestigio, como Robert Gerhard, Ernesto Halffter, Joaquín Nin. Hemos ido haciendo sus integrales, recuperando los materiales gracias a buscar en bibliotecas o a sus familias, que muchas veces no ceden todo.

-¿Encuentra una satisfacción especial al convertirse en el puente entre música poco conocida y un público más curioso?

-Sí, en muchos casos hay detrás un trabajo de investigación muy grande, que permite descubrir al público que un determinado compositor tiene unas obras muy interesantes.

-¿De dónde viene su pasión por la música y la poesía?

-Me viene desde pequeña. Siempre me ha llamado más la atención un lied, que es como una pincelada, que una gran aria de ópera. Al principio, cuando eres estudiante y ves que tus compañeros se interesan más por la ópera te sientes un poco extraño. Fue cuando Antón Cardó se convirtió en mi profesor cuando me di cuenta que lo que a mí me gustaba no era nada raro, sino que era otra manera de ver la música. Ahí ya empecé a trabajar sobre este tema y me fui a Alemania y a Holanda, donde me he formado. Allí descubrí la misma poesía de Goethe musicada por distintos compositores. Era algo apasionante ver como el mismo texto era tratado por Schubert, Schumann, Hugo Wolf... y como cada uno le daba un carácter diferente. Lo mismo sucede con las canciones francesas, sobre poesía de Paul Verlain, de Baudelaire, Víctor Hugo...

-El programa del Teatro de la Zarzuela va sobre mujeres que han vivido a la sombra de sus parejas, eso no le ha sucedido a usted...

-No. Afortunadamente he nacido en un siglo en el que esto está bastante superado y la mujer puede trabajar. Antón y yo somos un equipo en el que nadie es más que nadie. Los dos utilizamos nuestras energías para algo común, que es la música, y que es lo que nos apasiona.

-¿Sigue ejerciendo de profesor con usted?

-Buena pregunta (risas), porque cuando uno ha sido profesor le cuesta llegar a ese momento en el que dejas de ser su alumna, aunque yo intento seguir aprendiendo de él porque sabe mucho y él intenta aprender de la parte vocal, que no es lo suyo. Aprendemos el uno del otro, aunque él sigue teniendo ese carácter pedagógico conmigo, si, sí.... (risas)

-¿Que otros proyectos tiene para el futuro?

-Para el año que viene estamos trabajando en un concierto para la Fundación March sobre la historia del lied alemán, ciclo que cerraremos con un programa un poco difícil para el gran público pues incluye «Los jardines colgantes» de Schoenberg, los «Monólogos de Jadermann» de Frank Martin y un ciclo de Wolfgang Rhim. Además de eso, tenemos este año un concierto en Auditorio Nacional con canciones con tema cervantino; además de varios con música y poesía del siglo de Oro, con el actor José Antonio Quintana; y un recital con música española del siglo XX, Falla, Albéniz, Granados... Estos sí, más conocidos.

Compartir

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
El Prado rastrea en una exposición única las huellas del pintor que más ha influido en la pintura de los siglos XIX y XX

Sigue ABC.es en...

Buscador de eventos
Búsqueda sencilla
Lo último...

Hoy en TV

Programación Televisión

Not Found


HTTP Error 404. The requested resource is not found.

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.