«Los blogueros que apoyan la Ley de Medios de Kirchner tienen contrato con el Gobierno»
Dario Gallo
Actualizado Viernes, 25-09-09 a las 11:13
Darío Gallo es editor de Perfil.com y, sin duda, uno de los blogueros que mejor conoce la blogosfera argentina. En su Bloc de Periodista se hace eco de los cambios en el sector de los medios y de internet de una manera muy particular. En esta entrevista con ABC.es, Gallo analiza los efectos de la recién aprobada Ley de Medios del Gobierno Kichrner sobre los blogueros de su país.
¿Cómo ha recibido la blogosfera argentina la Ley de Medios de Kirchner?
Existen dos sectores bien definidos dentro de la blogosfera local, uno muy activo formado por militantes kirchneristas, que creció con fuerza en los últimos dos años, en coincidencia con la decadencia de la «era K» iniciada en 2003. Este grupo apoya la nueva Ley de Medios, en su mayoría, de forma acrítica. Por lo general, este grupo está liderado por blogueros que han tenido o tienen alguna relación contractual con el Estado (portavoces, encuestadores, becados, etc). Uno de sus ídolos es el encuestador Artemio López, el preferido de Néstor Kirchner, quien tuvo varios contratos con el Gobierno. En su blog, López marca las tendencias y tras él se sitúa lo que se podría llamar la blogosfera peronista. Por otro lado, un sector de blogueros independientes, liberales o de izquierdas es muy crítico con la ley.
¿La nueva norma terndrá alguna repercusión directa sobre la actividad de los blogueros?
En principio, los blogueros podrían tener «más trabajo». La dispersión que propone la ley y el ingreso de sectores comunitarios al manejo de radios, por ejemplo, tal vez beneficie a los blogueros más profesionales. Se estima que los contenidos serán peores durante los primeros años de la nueva ley y, en ese sentido, los blogs y los podscasts podrían ganar audiencia. Sin duda, el control del gobierno sobre los medios, dificultarán el acceso a voces críticas. Habría que tener cuidado en ser un enfervorizado defensor de la ley de Kirchner, porque todo podría terminar como en un capítulo de los Simpsons. El publicista y bloguero Omar Bello lo dice así: «¿Se acuerdan de ese episodio en el que Lisa decide luchar contra el monopolio periodístico y escribe su propio diario?» El final es de antología. Después de ganar la batalla y ante una ciudad que se lanza a editar sus diarios personales, alejados de lo que dictan los medios masivos (muy cerca de la propuesta del Gobierno), Homero reflexiona y dice algo así: «Ahora ya no tenemos un solo medio que domina todo, sino un montón de opiniones sin valor que no le interesan a nadie».
¿Qué blogueros se están mostrando más críticos con esta decisión?
Los más críticos son los blogueros de tendencia liberal, los peronistas disidentes y aquellos que tienen relación con el periodismo y conocen cuál es el procedimiento histórico del kirchnerismo con la prensa. Un matrimonio que siempre se preocupó por obstaculizar el acceso a la información, premiar y castigar con la publicidad oficial o discriminar periodistas, es difícil que de una día para otro legisle para «beneficiar» a aquellos mismos que siempre trataron de dominar.
Más allá de estos efectos, ¿por qué cree que el Gobierno ha lanzado ahora una iniciativa de este tipo?
Néstor Kirchner decidió llevar esto a fondo en su pelea con el diario Clarín, medio al cual le concedió varios beneficios durante su gobierno. Ahora, enojado por el trato del diario y del canal de noticias del grupo, decidió ir por ellos mediante la ley. Si Clarín hubiese seguido siendo oficialista, como lo fue hasta los primeros meses de la gestión de Cristina, no habría ley ni el menor interés oficial de terminar con "los monopolios".
¿Existe algún debate paralelo en la comunidad bloguera?
En medio de toda esta discusión el Gobierno propuso un proyecto que, sin embargo, fue rechazado en general por la comunidad bloguera: el aumento de impuestos a los productos tecnológicos. Una vez más aquí, la mayoría de la blogosfera creó blogs, militó en YouTube y tuiteó su descontento, salvo los blogueros kirchneristas quienes aplaudían una ley que por ahora no fue sancionada.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...
Facebook ABC.es