CAMBIO CLIMATICO

¿Cómo afecta el cambio climático a España?

WWF recopila, además, algunas de las medidas de adaptación más originales puestas en marcha en otros países

Día 06/12/2012 - 10.59h

WWF ha publicado, con el apoyo de Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama), «Adaptación al Cambio Climático: Soluciones para un nuevo escenario». A continuación destacamos los puntos más importantes del documento.

En España, 14.050 incendios han arrasado 190.000 hectáreas de bosques en 2012. El 60% de los fuegos se han producido en espacios naturales protegidos. Las inundaciones de este otoño han dejado daños por valor de cerca de 250 millones de euros en la Comunidad Valenciana, Andalucía y Murcia. Los efectos han llegado a alcanzar a regiones como Aragón y Baleares.

En la ciudad de Copenhague (Dinamarca) existe una tendencia creciente de episodios de lluvias torrenciales. La ampliación del sistema de alcantarillado hubiera supuesto un coste de 2.000 millones de euros. En cambio, se han construido una serie de reservorios naturales para almacenar el exceso de agua. También se ha aumentado la cantidad de vegetación urbana, incluyendo cubiertas vegetales en muros y techos de edificios. El coste de estas medidas ‘verdes’ ha supuesto tan sólo 750 millones de euros.

Más días de sol

Los 11 años más calurosos desde que existen registros históricos en España (aproximadamente 1850) se han producido a partir de principios de los años 90. Se calcula que las lluvias en la península Ibérica podrían disminuir entre un 18 y un 42% a finales de siglo.

Durante el siglo pasado el nivel del mar subió entre 12 y 22 centímetros (cm) a nivel mundial. Según las previsiones, podría aumentar hasta 59 cm más durante el XXI.

En el norte de España, las precipitaciones de nieve se han reducido un 50% desde 1975. Los glaciares activos de los Pirineos han perdido casi el 90% de superficie desde principios del siglo XX. Solo persisten 18 de los 34 glaciares descritos en 1982.

En lo que se refiere a la biodiversidad, la previsión es que especies que habitan en zonas del norte peninsular, como el urogallo o el oso pardo, verán reducido su territorio habitable. Otras, como el alcornoque, comenzarán a asentarse en lugares más septentrionales y a mayor altitud. WWF dispone de una aplicación online interactiva para visualizar estos movimientos.

Sectores como la agricultura, la pesca, el turismo o la construcción también se verán afectados por los nuevos parámetros climáticos. Desaparecerán cultivos de algunas demarcaciones y serán viables en otras nuevas, como en el caso de la vid. Los períodos turísticos variarán. Se alargará la temporada turística en el Norte, ya que habrá más días de sol y buenas temperaturas y se reducirá en el Sur durante los meses de calor excesivo del verano.

Anticipación

Compartir

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

Lo último...