ABC

Siete de cada diez españoles quieren ya unas elecciones

La mitad de los votantes socialistas también piden ir a las urnas cuanto antes

MadridActualizado:

En cuanto pisó el Palacio de La Moncloa, Pedro Sánchez rectificó su idea de convocar unas elecciones generales cuanto antes y muy pronto mostró que su intención era quedarse el máximo tiempo posible. Pero los españoles no comparten los planes del presidente del Gobierno. Una inmensa mayoría quiere que se convoquen elecciones generales lo antes posible, según el último barómetro de GAD3.

En concreto, siete de cada diez (el 69 por ciento) clama ya por ir a las urnas, después de que llegara al poder un partido y un presidente que resultaron perdedores en la última convocatoria. Solo el 23,7 por ciento del total de votantes no pide una vuelta a las urnas, mientras que un 7,3 por ciento se muestra indiferente. El porcentaje de los que piden votar ha crecido en el último mes, ya que en julio eran el 62,7 por ciento de ciudadanos los que querían elecciones.

«Descartado»

El viernes pasado, después del Consejo de Ministros, la portavoz volvió a dejar claro que el presidente no tiene intención de dar por finalizada la legislatura. Así, la ministra portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, aseguró que queda «absolutamente descartado» que se produzca un adelanto electoral y que estas elecciones pudieran coincidir con la celebración de las andaluzas. Según dijo, el Ejecutivo está trabajando para los ciudadanos y estos «están entendiendo la labor del Gobierno para mejorar su Estado del bienestar».

La postura del PSOE es contraria al criterio de todos los votantes, como se refleja en el estudio de GAD3. Ni siquiera los votantes socialistas están conformes con la posición de Sánchez. El 48 por ciento de los electores del PSOE quieren elecciones ya, frente a un 46 por ciento que prefiere esperar y que su partido aguante en el poder todo lo que pueda.

Incluso los votantes de Podemos, principal aliado de Pedro Sánchez en esta etapa de poder, quieren de forma mayoritaria ir a las urnas. Seis de cada diez (el 61 por ciento) pide al presidente del Gobierno que, una vez puesto al PP en la oposición, se convoquen elecciones para que los ciudadanos decidan.

Los que más reclaman unas elecciones generales son los votantes del Partido Popular y Ciudadanos. El 93 por ciento de los primeros y el 91 por ciento de los segundos creen imprescindible convocar a las urnas. En las filas populares, sin embargo, hay quien considera que lo mejor para sus intereses sería esperar para consolidar una tendencia al alza de su nuevo líder, Pablo Casado, y tener más opciones así de ganar en las urnas.

Los que menos desean unas elecciones generales en este momento son los votantes nacionalistas. Un Gobierno débil es el mejor escenario para los partidos contrarios a la unidad nacional, y el Ejecutivo socialista tiene solo 84 diputados detrás, y depende en sus principales decisiones no solo de Podemos, sino también de los votos independentistas. Por eso, solo el 29 por ciento de los electores nacionalistas pide una convocatoria electoral lo antes posible, mientras que seis de cada diez (el 58 por ciento) rechazan esa opción.