Así podría ver un dron la Puerta del Sol
Así podría ver un dron la Puerta del Sol - isabel permuy

Carmena gastará 200.000 euros en seis drones para vigilar grandes eventos

Actualizado:

A partir del próximo verano, Madrid contará con seis nuevos espías por el cielo que ayudarán a actuar de manera más eficaz ante posibles situaciones de emergencia en grandes eventos. Las uvas de 2016 en la Puerta del Sol, la Cabalgata de Reyes de 2017, carreras populares, manifestaciones multitudinarias, cualquier concentración masiva de gente que pueda requerir de la intervención de los servicios de emergencias de Madrid estarán custodiada por seis drones que el Ayuntamiento comprará a finales de este año.

El Consistorio que dirige Manuela Carmena (Ahora Madrid) hizo público ayer el expediente de contratación para sacar a concurso la compra de estos dispositivos aéreos de vigilancia y seguridad que dependerán de la Dirección General de Emergencias y Protección Civil. El presupuesto con el que cuenta es de 199.892 euros. El contrato se adjudicará al mejor postor y la oferta más ventajosa.

Dentro de este importe se incluye, además de todo el material técnico y electrónico, la formación que impartirá la empresa a 30 funcionarios de Emergencias durante 200 horas. Cuesta 11.000 euros. Después de las clases prácticas obtendrán el título de «piloto de drones».

La compra de estos nuevos vigías de la ciudad fue una iniciativa que dejó hilada el anterior delegado de Seguridad, Enrique Núñez (PP), pero no le dio tiempo a materializarla. La nueva Corporación no lo ha echado para atrás y da por buena la compra de este material que ayudará también a las intervenciones de los bomberos de Madrid ante cualquier catástrofe y a tener controladas con previsión las salidas de evacuación.

No controlarán el tráfico

Desde el Área de Salud, Seguridad y Emergencias que dirige Javier Barbero especificaron que estos drones no están pensados para que sean utilizados por la Policía Municipal en cuestiones de seguridad y control, como por ejemplo podría ser del tráfico y la interposición de denuncias por infracciones. Su empleo se acota a actuaciones de salud y emergencias.

Se detalla en el pliego de prescripciones técnicas que con estas nuevas herramientas destinadas al control, vigilancia y observación de siniestros se persigue contar con medios «que mejoren el servicio prestado tanto por calidad como por agilidad».

Para ello, la capital contará con los mejores dispositivos aéreos por control remoto del sector y sus correspondientes estaciones de tierra. Solo hay que fijarse en su precio. Dos serán de alta gama y cuatro de gama media. Los primeros se emplearán para operaciones de mayor calado y los segundos para entrenamiento y maniobras.

Dos tipos de drones

Solicita seis RPAS (Remotely Piloted Aircraft Systems, que traducido significa sistemas de aeronave pilotada remotamente). Dos de ellos, tipo 1, con seis rotores, cuestan, cada uno, 26.500 euros; los otros 4, tipo 2 y con cuatro rotores, valen individualmente 4.000 euros.

De equipamiento se incluirán las maletas de transporte, elementos de telemetría, emisora de control remoto, baterías, licencias de software, receptor y monitor de visualización de imágenes, cámara de vídeo y térmica y simuladores.

Las empresas interesadas tienen hasta el 21 de septiembre para presentar su oferta. El 7 de octubre se procederá a la apertura de sobres en la calle Príncipe de Vergara, 140, sede del Área. El 15 de diciembre de este año, los drones ya estarán en manos del Ayuntamiento y, a partir de ahí, comenzará a formarse a los funcionarios. Mire al cielo a partir de entonces. Puede que le estén observando