Presencia el nacimiento de su hijo a 4.000 km de distancia gracias a las Gear VR

Las gafas de realidad virtual de Samsung han permitido a un australiano estar «presente» en el parto

Actualizado:

¿Estarías dispuesto a perderte el nacimiento de tu hijo? Jason Larke tuvo muy claro que no. Este australiano reside por motivos de trabajo en Queensland, al noreste del país, mientras que su familia vive en Perth, al oeste de Australia. Su tercer hijo nació el pasado 20 de febrero pero ni los 4.000 km de distancia que separan ambas ciudades impidieron que el joven se perdiera el nacimiento de su tercer hijo.

Las gafas Gear VR, de Samsung, han sido su salvación. Gracias a este dispositivo, el australiano pudo seguir de manera virtual el nacimiento de su hijo.

«A las 30 semanas de embarazo, el jefe de Jason le confirmó que tendría que viajar así que lo más seguro era que se perdiera el nacimiento de nuestro hijo», relata su mujer, Alison.

Este dispositivo cuenta con unos sensores que permiten al usuario obtener una experiencia móvil de inmersión virtual. Es completamente inalámbrico y, por lo tanto, el usuario puede moverse con libertad.

El resultado es como estar en una sala de cine o un teatro en el cual podemos ver una pantalla de más de 200 pulgadas. Es una experiencia inmersiva única de la que Jason Larke jamás de olvidará.