polémico proyecto: El dueño de «La Cúpula» planea un gran «mall» en el mejor solar de Madrid Río

El Ayuntamiento está a punto de aprobar el centro comercial, que los arquitectos rechazan por su «estética incalificable»

La parcela donde se quiere construir está situada frente al centro cultural Matadero, en Madrid Río
La parcela donde se quiere construir está situada frente al centro cultural Matadero, en Madrid Río - ABC
SARA MEDIALDEA - Madrid - Actualizado: Guardado en: Madrid

El dueño del centro comercial Plaza Norte, más conocido como «la cúpula» situado junto a la carretera de Burgos (A-1) planea trasladar este mismo modelo de centro, con una estética muy similar, al que durante muchos años se ha considerado el mejor solar de Madrid Río: el situado frente al espacio cultural de Matadero. La parcela cambió de dueños tras entrar su anterior propietario, el grupo Nozar, en concurso de acreedores. El Ayuntamiento afirma estar «a punto» de dar luz verde al proyecto, que sin embargo está recibiendo muchas críticas del mundo profesional de la arquitectura, porque «se cierra al río y a la ciudad» y por su «estética incalificable».

Básicamente, el proyecto del grupo Sociedad General Inmobiliaria de España, filial española de la compañía que preside Robert de Balkany, reproduce el modelo de centro comercial que ya funciona en la A-1. En las imágenes que se incluyen ya en la página web del grupo se observa que su estética, tanto externa como interna, es muy similar al que se utiliza en la «cúpula».

«Elegante y neoclásico»

El diseño de este centro «Plaza Río 2» es de la firma de arquitectos Chapman Taylor, y se define en la web como «un elegante edificio neoclásico cuya fachada está realizada en granito rojo» y que se remata con lucernarios. Contará con una zona de restauración con iluminación natural a través del acceso a la terraza exterior, que da al río. Tendrá 180 tiendas, un aparcamiento para 1.500 vehículos, y esperan tenerlo abierto en 2017.

Pero la idea de convertir esta parcela de casi 21.000 metros cuadrados en un bloque comercial no convence a muchos. Profesionales de la arquitectura se han manifestado en contra, por desvirtuar la idea que se desarrolla a lo largo de la operación Madrid Río, un proyecto muy caro y cuidado hasta el mínimo detalle, que se pensó para abrir el Manzanares a los madrileños. No les convence que se de un tratamiento casi igual a un centro situado en una carretera de acceso a la ciudad que a otro que está en el centro. Y plantean también dudas sobre la repercusión que puede tener sobre la movilidad convertir este punto en un foco de atracción de vehículos.

El Colegio Oficial de Arquitectos (COAM) ha preguntado al Ayuntamiento «si se están redactando nuevos instrumentos de planeamiento sobre el área, para conocer las posibilidades que existen de mejorar el proyecto para la ciudad, sin menoscabar los derechos de su propietario, y hacer las sugerencias más oportunas en defensa de la calidad del paisaje de nuestra ciudad».

También ABC ha consultado al Ayuntamiento: la concejal de Urbanismo, Paz González, informó que el proyecto de este nuevo centro comercial está a punto de aprobarse. Ya hace algún tiempo, en junio de 2013, se dio luz verde a un plan especial –ratificado meses después en pleno– para este ámbito. Allí se planteaba la construcción de un zócalo con terrazas, plazas interiores, tiendas y restaurantes, y al lado una torre de uso hotelero, con un máximo de 27 plantas.

Gran terraza urbana

La parcela, ubicada entre la calle Antonio López, la de San Zacarías, la de Eugenio Caxes y la avenida del Manzanares, incluía en aquel plan «plazas interiores para recorridos peatonales, terrazas ajardinadas y, en conjunto, un gran espacio abierto al río a modo de gran terraza urbana».

Ahora, el gobierno madrileño está «a punto» de aprobar el nuevo proyecto, que en principio no se parece en nada al plan especial que recibió el visto bueno de las autoridades municipales en su momento. No habrá rascacielos, ni uso hotelero, ni espacios abiertos. «Lo que se hizo en su día fue un proyecto estético, que planteó el Ayuntamiento así, distribuyendo los usos permitidos», con arreglo a los planes del anterior propietario. Ahora, son otros los planteamientos, pero están «en línea con el anterior plan», asegura la concejal.

Toda la actualidad en portada

comentarios