Última Hora Pedro Antonio Sánchez, citado a declarar como investigado por el caso Púnica

España

El hijo de Adolfo Suárez, entre lágrimas: «El desenlace es inminente»

El estado de salud del ex presidente del Gobierno se complica en las últimas horas y ya ha recibido los «Santos Sacramentos y está en paz»

paloma cervilla - Actualizado: Guardado en: España

El estado de salud del expresidente del Gobierno, Adolfo Suárez, ha empeorado en las últimas horas y su familia espera un «desenlace inmediato», según ha asegurado entre lágrimas el hijo del expresidente, Adolfo Suárez Illana, en una emotiva comparecencia ante los medios de comunicación en la Clínica Cemtro de Madrid donde se encuentra ingresado el expresidente.

El hijo de Adolfo Suárez no ha podido evitar las lágrimas cuando ha comunicado el estado de salud de su padre, que no está pudiendo superar las complicaciones de una neumonía que está teniendo como consecuencia el agravamiento «de su estado neurológico».

Suárea Illana ha afirmado que el desenlace se espera para las «próximas cuarenta y ocho horas» e incluso podía ser antes, en sus palabras, «puede ser más rápido».

Los familiares del expresidente se han puesto en contacto esta mañana con Su Majestad el Rey Don Juan Carlos, así como con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, al que le han comunicado la situación médica de Adolfo Suárez.

El hijo del expresidente ha afirmado que su padre ya ha recibido los «Santos Sacramentos y está en paz» y que ya está «en manos de Dios». En estos momentos, Suárez está «reunido con su hermano Polo y estaba sonriendo», señaló su hijo, que añadió que «la mirada picarona la ha mantenido hasta el final».

Suárez Illana ha comentado incluso algunos momentos de estos once años de enfermedad, subrayando que «no ha habido dolor ni sufrimiento» y que Don Juan Carlos «ha estado pendiente todos los días» del estado de salud del político que le acompañó en el proceso de transición democrática de España. En este sentido, ha recordado: «La gratitud de mi padre hacia el Rey es absoluta y gracias a Don Juan Carlos hizo lo que más le gustaba». A su juico, han sido «dos hombres que cambiaron el rumb de la historia de España y que, como dijo el Rey «sin su ayuda España no hubiera volado ni tan alto, ni tan lejos».

El hijo de Suárez confesó que se «encuentra al límite» y la emoción le obligó a finalizar la rueda de prensa entre lágrimas, afirmando, tras romper a llorar, que no sabía si sería capaz de ser él mismo el que comunicara el fallecimiento de su padre, una situación para la que lleva «once años preparándose». Una comunicación que podría realizar el equipo médico que le atiende.

El periodista José María García, amigo de la familia, y que estaba casualmente en la clínica, ha asegurado que el expresidente se encuentra en una suite de la primera planta del hospital, no en la UCI, rodeado de sus hijos Adolfo, Javier y Sonsoles.

Toda la actualidad en portada

comentarios