Tecnología - Redes

El vicepresidente de Tuenti: «tener seguidores en Twitter no sirve de nada»

Sebastian Muriel ha participado en un congreso sobre negocio digital en Valladolid

El vicepresidente de Desarrollo Corporativo de la red social Tuenti, Sebastián Muriel, ha asegurado hoy en Valladolid que «tener followers (seguidores) en Twitter no sirve ahora para nada», ya que los usuarios quieren «otras cosas» más relacionadas con la conectividad social móvil.

Muriel ha cerrado con su ponencia, titulada «La comunicación social que viene: conectividad total e innovación», el congreso de negocio digital «E-Coned». Sebastián Muriel fue director general de Red.es, el organismo dedicado a promover e impulsar la sociedad de la información en España.

Además, fue vicepresidente ejecutivo de Inteco y Cenatic y es desde inicios de 2011 vicepresidente de Desarrollo Corporativo de Tuenti, el sitio web y móvil español más importante, con 15 millones de usuarios registrados y 6 millones en sus aplicaciones móviles.

En base a su experiencia, ha subrayado que el ámbito de las redes sociales y la tecnología ha sufrido en los dos últimos años «una transformación radicalmente fuerte», sobre todo por el auge de la tecnología móvil y de la mensajería instantánea, respecto al uso del ordenador.

De ahí que ha resaltado que ahora «todo el mundo» quiera estar la red social Instagram y haya puesto el ejemplo del cambio experimentado recientemente por su compañía, Tuenti, que ha lanzado un operador móvil.

Una nueva herramienta, ha dicho, llegada tras «una decisión arriesgada», como las que cree que deben tomar las empresas pese a que, en un primer momento, a los usuarios o clientes no les guste. En este sentido, ha recalcado la importancia de adaptarse al medio digital social, puesto que, en su opinión, las empresas que no lo hagan están abocadas a morir.

Ha resaltado que vivimos en un mundo «ultra-conectado en movilidad y fundamentalmente social, que no va a desaparecer y no es una moda». De hecho, ha dudado que hoy en día exista algún modelo de negocio exitoso que no tenga «un componente social, ya que los mercados son conversaciones».

Asimismo, ha afirmado que hay que «innovar», lo que significa «tomar riesgos, dar tiempo a que los proyectos cuajen y saber que hay indicadores de negocio que ya no valen». También ha anotado la necesidad de «no obsesionarse con los ingresos» y «entender bien a los clientes», sabiendo cómo emplear la misma tecnología que posee la competencia.

«Si se quiere vender algo, hay que saber de lo que habla la gente sin ser impaciente y sin miedo a equivocarse. Eso es lo que significa innovar», ha matizado.

comentarios