DAKARDel 205 Turbo 16 al 3008 DKR: 30 años de Peugeot en rallies

Tres décadas separan a dos automóviles de configuración básica parecida, aún con diseño propio, en cada caso, conforme a reglamentos de diferentes épocas

MadridActualizado:

Peugeot ha creado algunos de los coches más icónicos de rally, sobre todo en el caso del Dakar. Comenzado por el 205 Turbo 16, que dominó la carrera a finales de los años 80.

Treinta años separan aquella criatura del nuevo 3008 DKR, pero Bruno Famin, director de Peugeot Sport y del Team Peugeot Total, tiene claro que "todavía diseñas los coches de la misma manera. Aún tenemos cierta cantidad de datos de finales de los 80 que podemos usar. Pero sobre todo, hemos acumulado una considerable experiencia en el diseño de coches de rally. Los raids y los rallies convencionales son diferentes, pero el enfoque y el conocimiento son los mismos. Y ese conocimiento lo tenemos".

Peugeot compite en el Dakar 2017 'Paraguay Bolivia Argentina' con 4 equipos y un coche que debuta en la prueba: el nuevo 3008 DKR, una visión extrema del nuevo SUV 3008.

Las características de este vehículo están marcadas por el reglamento, pero su diseño se inspira directamente en la versión de calle. Entre otros, muestra ruedas grandes de campo y celda de pilotaje negra Black Diamond, faros, calandra o banda negra trasera en las que se enmarcan los pilotos en forma de garras rojas.

Ya se ha batido en el Rally de Marruecos, donde logró varios triunfos de etapa y afinó su preparación para el Dakar. En total, ha recorrido 5.000 km afinando novedades técnicas en condiciones reales (calor, arena, dunas) y buscando los reglajes adecuados.

Peugeot Sport ha trabajado, sobre todo, en las suspensiones (amortiguadores y geometría), para mejorar el comportamiento del vehículo, la refrigeración y el peso del coche, que se mantiene estable pese a la llegada de nuevos refuerzos; y en un sistema de climatización que será muy apreciado por los equipos.

El motor se adapta a la nueva normativa de la FIA, que reduce el diámetro de la brida de admisión de aire de 39 a 38 mm en los diésel de 2 ruedas motrices. La modificación reduce 20 CV de potencia.

La plantilla 2017 del Team Peugeot Total no ha sufrido cambios: Stéphane Peterhansel / Jean Paul Cottret; Carlos Sainz / Lucas Cruz; Cyril Despres / David Castera; y Sébastien Loeb / Daniel Elena tomarán la salida en el Dakar 2017 a bordo de los nuevos 3008 DKR.

205 Turbo 16, rey de África

Cuando Peugeot preparó su asalto al Dakar a finales de los80 ya tenía en casa la mejor base mecánica sobre la que trabajar: el 205 Turbo 16. Un automóvil de competición diseñado para conquistar el mundial de rallies, sobre la base de una versión de calle homologada como Grupo B.

El 205 Turbo 16 compitió en el Mundial de Rallies de 1984 a 1986, donde sumó 2 mundiales de pilotos con Timo Salonen y Juha Kankkunen, y otros tantos de marcas. En total, venció en 16 rallies, el primero el 1.000 Lagos de Finlandia de 1984, con Ari Vatanen al volante.

También dirigido por Jean Todt, el team Peugeot del Dakar trabajó sobre esta base para construir el mejor coche de raids de su época. La distancia entre ejes ganó 33 cm para alojar un depósito de combustible adicional de 190 litros, que permitiera cubrir las largas etapas del Dakar. También aumentaron los recorridos de la suspensión y se montaron nuevas rótulas, triángulos reforzados y llantas y neumáticos más resistentes. El trabajo en el chasis se completó con la introducción de la dirección asistida. En el habitáculo se adaptó la instrumentación a los nuevos requerimientos de la competición, con instrumental de navegación.

El motor ganó fiabilidad con altas temperaturas ambientales, mejorando respuesta a medio régimen. De ahí que el bloque de aleación XU8T de 4 cilindros y 1.775 cc, con un enorme turbo Garret, redujo potencia a 380 CV. A su vez, el cambio recibió una nueva piñonería reforzada y desarrollos adaptados al Dakar, con un desarrollo final más largo para rodar desahogado a altas velocidades en las pistas y desiertos africanos.

En cuanto a la formación de pilotos, Todt eligió a un debutante en la prueba: Ari Vatanen, con Bernard Giroux de copiloto, como piloto estrella, y a las parejas Mehta-Toughty y Zanussi-Arena.

205 T16 y 3008 DKR: dos caminos para reinar en el Dakar

Al ser automóviles de competición, el diseño de los 205 Turbo 16 y 3008 DKR está delimitado por los diferentes reglamentos técnicos de sus épocas. Pero ambos buscan velocidad, fiabilidad y adaptabilidad a los diferentes terrenos y superficies que se afrontan en un Dakar. En el 205 se partió de la base de un coche de rallies, que, a su vez, derivaba de un modelo de calle. El 3008 DKR es una profunda evolución del 2008 DKR, que se diseñó desde cero.

Ambos tienen una configuración básica parecida. Disponen de chasis tubular de acero (en el 205 T16 con zona central monocasco derivada del coche de serie), suspensiones de dobles triángulos y grandes recorridos; y motor en posición central (longitudinal el 3008 DKR). Las mayores diferencias radican en la mecánica, en el sistema de tracción, en el interior y en las dimensiones generales.

El 205 Turbo 16 monta un pequeño gasolina 1.8 de 4 cilindros turbo, mientras el 3008 DKR apuesta por un bloque diésel de mayor tamaño y cilindrada, que da menos potencia pero más par motor.

La tracción del 205 es integral, porque se adaptaba a un reglamento de coches con 4 ruedas motrices. Al encuadrarse en la categoría Buggies, al 3008 DKR no se le permite la tracción a las 4 ruedas. Pese a ello, y gracias a su diseño y a sistemas como el Grip Control y el hinchado/desinflado automático de los neumáticos en marcha, puede superar los terrenos más complicados con nota.

Dentro, el 205 es mucho más espartano y ofrece menos comodidades a sus pilotos. A su lado, el puesto de mando del 3008 DKR parece el de un avión por la cantidad de mandos y la instrumentación que incorpora. Eso sí, lo que más agradecerían los pilotos del 205 T16 es el aire acondicionado del 3008 DKR, capaz de trabajar hasta 12 horas al día para reducir los 60ºC que se alcanzan en el habitáculo.

En cuanto a dimensiones, el 205 es un coche de otra época, pequeño y basado en un utilitario. El 3008 presume de silueta SUV y de medidas más generosas, con impresionantes anchura y altura.