Qué comieron los Reyes para romper el ayuno del Ramadán en su visita a Marruecos
Don Felipe y Doña Letizia, junto a Mohamed VI y su esposa Lalla Salma, antes de degustar una comida típica de Ramadán - AFP
Recetas Árabes

Qué comieron los Reyes para romper el ayuno del Ramadán en su visita a Marruecos

Don Felipe y Doña Letizia acompañaron a Mohamed VI en el «iftar», el ágape más importante del día para el musulmán

Actualizado:

Don Felipe y Doña Letizia acompañaron a Mohamed VI en el «iftar», el ágape más importante del día para el musulmán

123456
  1. El «iftar», un momento para compartir con «hermanos»

    Don Felipe y Doña Letizia, junto a Mohamed VI y su esposa Lalla Salma, antes de degustar una comida típica de Ramadán
    Don Felipe y Doña Letizia, junto a Mohamed VI y su esposa Lalla Salma, antes de degustar una comida típica de Ramadán - AFP

    Los Reyes han estado de visita oficial a Marruecos en pleno mes de Ramadán. Treinta días especiales para los musulmanes en los que tanto Mohamed VI como la princesa Lalla Sama se han mostrado muy amables con Don Felipe y Doña Letizia. Una amabilidad que ha provocado que los Reyes hayan tenido que prolongar su estancia más de lo previsto para no faltar a sus anfitriones.

    En principio la estancia iba a ser corta. Un día por país –tienen visitas de presentación en varios países vecinos– y no estaba previsto pernoctar en Rabat.

    Sin embargo Mohamed VI ofreció a sus invitados celebrar juntos el « iftar» –cena con la que los musulmanes rompen el ayuno diario– y los Reyes no rechazaron una invitación que solo había recibido hasta hoy un dirigente internacional: Don Juan Carlos.

    Y allí, junto a la mesa, los Reyes Felipe VI y Letizia acompañaron a Mohamed VI y a la princesa Lalla Salma durante el «iftar». En los platos, los productos más valorados por los musulmanes de Marruecos para disfrutar en este mes especial. Repasamos algunos de estos manjares.

  2. Dátiles para abrir el estómago

    EFE

    La comida comenzó poco antes de las 20.oo horas (dos horas de adelanto en España). En el salón, más de 300 invitados rodeaban la mesa de honor de los Reyes. Lo primero que se sirvió fue unos dátiles acompañados de agua. Un entrante sencillo pero con un sentido muy práctico.

    Hay que tener en cuenta que, tras tantas horas sin comer, hay que acostumbrar al estómago para no sufrir luego las consecuencias de una ingesta contundente. Y para ello nada mejor que unos dátiles con los que «ir abriendo boca».

  3. Primer plato caliente

    Un plato de «harira» servido en un restaurante de Rabat
    Un plato de «harira» servido en un restaurante de Rabat - Luis De Vega

    Tras el entrante suave, el siguiente plato tiene que ser contundente y capaz de aplacar el rugido del estómago tras tantas horas de ayuno. Los Reyes degustaron un guiso de « harira», una sopa tradicional marroquí a base de carne, tomates, legumbres y pasta.

    Esta sopa es una de las comidas más típicas en las mesas de los musulmanes en las noches del noveno mes lunar. Un alimento muy completo y que cubre prácticamente todas las necesidades de nutrientes.

    Los Reyes disfrutaron esta sopa en la mesa de honor, donde fueron ellos quienes sirvieron sus propios platos.

  4. Un bufé con 40 manjares

    Felipe VI ha inaugurado la escuela de Hosteleria de Rabat junto a Mohamed VI
    Felipe VI ha inaugurado la escuela de Hosteleria de Rabat junto a Mohamed VI - EFE

    Tras este primer plato disfrutaron una gran variedad de productos típicos, con el cordero, el pollo y el pescado como ingredientes estrellas. Los más de 300 invitados, a diferencia de los Reyes, tuvieron la oportunidad de elegir entre el los 40 platos del bufé libre que estaba montado en el Palacio Real de Rabat.

    Entre esa variedad seguro que no faltó el guiso de pollo al estilo tradicional. Un plato que va acompañado de pasas, sésamo tostado y almendras que se puede servir en pinchos o al plato. También se pudo degustar pescado al horno y cordero asado.

    Con el calor de estos días –el lunes fue la noche más calurosa en Marruecos de lo que llevamos de Ramadán– es probable que sirvieran un tabulé, una ensalada muy fresca acompañada a base de limón, perejil y menta.

    Lo que sí hubo fueron tradicionales empanadillas «briouat». Un producto imprescindible en las mesas marroquíes. Son unas empanadas fritas triangulares rellenas de pollo o cordero mezclado con queso, limón y pimienta.

  5. Dulces elaborados para finalizar

    «Chebakia» o «shabakía» preparada en un restaurante de Rabat
    «Chebakia» o «shabakía» preparada en un restaurante de Rabat - Luis de Vega

    Uno de los manjares de la comida árabe más populares en España son sus tradicionales postres. En la cena de Don Felipe y Doña Letizia con los reyes de Marruecos no podían faltar estas delicias dulces.

    No fue un solo producto, sino que se sirvieron una variedad de dulces, casi todos elaborados a base de miel y hojaldre acompañados por frutos secos.

    Uno de los más típicos es la « chebakia», una especie de lazos dulces fritos, en la que predomina la almendra.

    También el «rghayef», un pan de hojaldre con mucho tirón en Marruecos. O el «baklava» al estilo marroquí, con la almendra como protagonista en lugar del pistacho típico de Persia.

  6. Sin olvidar las bebidas

    Otra imagen de la cena de «iftar» que han compartido Felipe VI y Doña Letizia en Marruecos
    Otra imagen de la cena de «iftar» que han compartido Felipe VI y Doña Letizia en Marruecos - REUTERS

    Con el consumo de alcohol prohibido durante el mes del Ramadán, incluso para los extranjeros, las bebidas que más se consumieron durante la cena fueron los zumos y el «leben». Al menos entre los oriundos .

    Y es que el «leben» es un suero de leche, de sabor muy agrio y que apenas es disfrutado por los bereberes por su particular sabor.

    Para los paladares menos acostumbrados se dispusieron numerosas jarras con zumo de varias clases. También té de hierbabuena, caracterizado por su penetrante olor y dulce sabor.