No es Gordon

A Michael Douglas le preguntaron el otro día en Nueva York por la crisis financiera. «Mi nombre no es Gordon», tuvo que decir a un periodista que lo llamó así. A ver, es que querían saber la opinión

Actualizado:

A Michael Douglas le preguntaron el otro día en Nueva York por la crisis financiera. «Mi nombre no es Gordon», tuvo que decir a un periodista que lo llamó así. A ver, es que querían saber la opinión de Douglas sobre la crisis porque, atención, hace un porrón de años (en 1997) hizo «Wall Street», película donde interpretaba a Gordon Gekko, tiburón financiero con frase: la codicia es buena. Es como si le preguntáramos a Sigourney Weaver por la reproducción de los gorilas, a Gracita Morales por cómo está el servicio, a Christopher Lee por el sabor de la sangre, a Martin Sheen por la moqueta del despacho oval o a Matt Lucas por la importancia de ser el único gay del pueblo.