A Rosa dos Ventos situada en la Torre de Hércules (A coruña)
A Rosa dos Ventos situada en la Torre de Hércules (A coruña) - el Periódico

Así es la «hermana» africana de la Rosa de los vientos gallega

La plaza A Rosa dos Ventos, situada en la Torre de Hércules (La Coruña), tiene una réplica poco conocida en Namibia

Actualizado:

La globalización puede afectar a todos los ámbitos, incluso al arte. Este podría ser el ejemplo perfecto: Al pie de la torre de Hércules (La Coruña), mirando al mar, se encuentra la famosa plaza A Rosa Dos Ventos, obra del artista y escritor gallego Javier Correa Corredoira (La Coruña, 1952). Esta obra, uno de los símbolos de la ciudad, tiene una «hermana» en un rincón de la costa de Namibia.

La Rosa de los Vientos

La original, de 1994, se trata de una escultura perteneciente al Parque Escultórico de la Torre de Hércules, museo al aire libre que se extiende por la península de la Torre, Punta Herminia, O Acoroado y el Cabal de Pradeira, a lo largo de 47 hectáreas.

La rosa es un mosaico circular de 25 metros de diámetro sobre el cual se puede transitar. Está ubicado al pie de la Torre y los materiales utilizados son granito, pizarra y vitraico. En esta obra se representan a los siete grandes pueblos celtas y sus correspondientes iconos: Galicia, Escocia, Gales, Cornualles, Isla de Man, Irlanda y Bretaña.

El proyecto surgió de la necesidad de recuperar el entorno de la Torre de Hércules, recurriendo para ello a distintos artistas gallegos que debían elaborar varias propuestas. Finalmente el elegido fue Javier Correa Corredoira, un artista total incapaz de ceñirse a una sola forma de expresión. Inicialmente, la rosa iba a ser un mural, pero la idea evolucionó hasta crear una plaza bajo el faro que mirara también al Norte.

La Rosa del Sur

Veintiséis años después de que finalizara esta obra, la directora de la Torre de Hércules, Ana María Santorun, llamó por teléfono a Correa. El que había sido gerente de Pescanova en Namibia, Ángel Tordesillas, estaba realizando uno de sus proyectos en Lüderitz (Namibia), concretamente la construcción de un museo marítimo en una central eléctrica restaurada. Le había fascinado la rosa de los vientos y quería una similar para el paseo marítimo que bordeaba el museo.

Al principio a Corredoira no le apetecía repetir una obra que era un símbolo gallego. Pero la insistencia de Tordesillas por conseguir su rosa hizo que el artista aceptara una invitación de un mes para conocer Namibia. Y le enamoró. «Hay agua en el desierto, pero hay que saber encontrarla. El desierto tiene más vida de lo que parece. Es como un océano. Cruzarlo es una forma de navegación, y los bosquimanos van escondiendo huevos de avestruz con agua para sobrevivir», le dijo a La Voz de Galicia. A partir de ahí empezó a buscar símbolos y conexiones con el país africano para la nueva obra.

La Rosa del Sur, nombre con el que se le designó en Namibia, se levanta en un escenario parecido al de La Coruña, en una especie de terraza o plataforma elevada sobre el mar.

Con doce metros de diámetro (en comparación a los 20 de la coruñesa) está divida en cuadrantes con distintos motivos namibios: el oryx, que representa a los antílopes del desierto, y la welwitschia Mirabilis, que es uno de los símbolos del país y se trata de una planta que chupa el agua de las brumas que vienen del mar. Pero sobre todo el artista buscó representar el encuentro entre el desierto y el mar.

La Rosa del Sur situada en Lüderitz (Namibia)
La Rosa del Sur situada en Lüderitz (Namibia) - El Periódico

Meses después de su viaje, Correa regresó para construir la plaza, con nueve oficiales albañiles a sus órdenes. Según las palabras del propio artista, la experiencia fue dura pero enriquecedora. Tardó cuarenta y cinco días. En cuanto a la técnica y los materiales fueron los mismos que se utilizaron en Galicia; mosaico realizado con pavimento vitrocerámico cocido a más de mil grados para aumentar su dureza.

La Rosa del Sur ya es un hecho. "Fue una experiencia que remata la vida de un pintor... -ha dicho-, aunque espero seguir trabajando mucho tiempo".