La audioguía del castillo de Gante que desconcierta a los turistas

Un conocido cómico en Flandes relata con humor la historia del edificio medieval ante el asombro de los visitantes

Leticia López Aguilar/Efe
Gante (Bélgica)Actualizado:

El castillo de los Condes de Flandes, situado en Gante, al oeste de Bélgica, es uno de los emblemas más visitados de esta ciudad atravesada por canales y colmada de edificios medievales que transmite señorío e infunde respeto a los visitantes. Rodeada por el río Lys, esta fortaleza construida en el siglo XII por Felipe de Alsacia alberga la historia de los condes y su ambición por el poder, así como sus amoríos o secretos más íntimos que hoy se revelan de manera poco ortodoxa a quien recorre sus estancias. La entrada al castillo incluye una audioguía que pocos esperan a pesar de estar anunciada en una pantalla poco visible junto a la taquilla: «Comedy audiotour», reza el letrero.

Una vez provistos de radioguía y auriculares, los visitantes comienzan el recorrido por las torres y salas de tortura con caras de desconcierto, buscando la aprobación de sus acompañantes para cerciorarse de que están escuchando lo mismo.

«¿Veis las trampillas entre las almenas? Al parecer, los defensores del castillo arrojaban desde ahí aceite hirviendo -suena un grito horripilante- convirtiendo a los transeúntes en una papa frita». Con este lenguaje y diversos efectos sonoros, la narración va sacando una sonrisa a los visitantes.

La historia contada con humor

Wouter Deprez, creador del texto de la audioguía
Wouter Deprez, creador del texto de la audioguía

El creador del texto es Wouter Deprez, un cómico de reconocida reputación en Flandes que «de manera extraña» encuentra «graciosa» la diferencia entre cómo vivían en la Edad Media y nuestros tiempos, confiesa a Efe el autor, que se declara un «entusiasta amante de la historia del castillo».

Esta sorprendente idea de crear una audioguía cómica surgió con la reapertura de la fortaleza en 2018. «Estaban buscando una manera de alquilar el castillo vacío y que su historia fuera contada, así que propuse hacer un audio junto con una amiga mía, Katharina Smets, y el castillo dijo, sí, hagámoslo», afirma Deprez.

Las historias más «horripilantes y terribles» son las que más gustan al cómico, porque al referirse a la Edad Media la gente piensa en clichés, en noches, ejecuciones, artilugios de tortura... que no tienen que ver con la actualidad y que al formar parte de un tiempo lejano «ya son divertidos de por sí», destaca.

Audioguía en español

La audioguía se encuentra disponible en cinco idiomas, cuatro de ellos (neerlandés, francés, inglés y alemán) interpretados por Wouter Deprez. Para que el texto no perdiera esencia en la versión española, Deprez recurrió a un compañero de profesión y, a la vez, uno de los rostros televisivos más reconocidos en la región: el cómico y presentador flamenco de origen español Pedro Elías. "Él es una persona muy cómica y divertida y yo conocía ese lado suyo, así que le pregunté y le dije: tu voz sería maravillosa", cuenta Deprez.

Elías aceptó y aportó sus propios giros humorísticos, haciendo de la versión en castellano un conjunto de gracias y chistes que provocan la carcajada de quienes reproducen la guía en este idioma, unas veces de manera intencionada, y otras no, debido al acento y el ceceo que se cuela en ocasiones en la pronunciación de Elías.

«Es muy original, engancha»

El lenguaje desenfadado y actual o el uso de tacos para referirse a cómo «Balduino Brazo de Oro» ascendió a fuerza de «fornicar con Judith» son solo el previo a lo que van a encontrar los visitantes durante el itinerario.

La descripción sonora de cómo funcionaba el sistema de letrinas protagoniza algunos de los golpes más jocosos de la guía. Allí una pareja de turistas españoles, Conchi y Raúl, hacen muecas y gestos en referencia a lo que están escuchando.

«Es más fácil seguir la historia precisamente por los 'gags' y los puntos graciosos», asegura la mujer. «Eso, y que no le duelen prendas en soltar algún taco que otro o una palabra un poco fuerte o malsonante, pero eso le da chicha al recorrido, es muy gracioso, lo recomiendo totalmente», recalca. «Es muy original, porque le saca más fruto a la historia y la gente se engancha», añade Raúl, su marido.

Jesús, un almeriense de visita con la familia, asegura que le ha parecido muy «amena, divertida y explicativa», y ríe algo cortado por la presencia de su hija, cuando reconoce que la parte que más gracia le ha hecho es «cuando describe cómo Balduino Brazo de Oro, accede a la aristocracia a base de -duda- 'folletadas', o algo así».

«Estamos trabajando en una nueva audioguía para niños de entre 4 y 8 años», tranquiliza Deprez, que acude con frecuencia al castillo para observar las reacciones de los visitantes.