El ex jefe de la CIA propone apuntar a Saddam antes que a Bin Laden

WASHINGTON. Agencias
Actualizado:

El ex jefe de la CIA James Woolsey cuestionó el rol protagonista asignado a Osama bin Laden en los ataques del martes pasado y afirmó que el golpe terrorista fue un elaborado plan de venganza del líder iraquí Saddam Hussein. Woolsey, en un artículo firmado en la última edición del semanario "The New Republic", señala que las sospechas recayeron sobre Bin Laden debido a un análisis erróneo del atentado de 1993 contra el World Trade Center.

El ex director de la CIA, quien comandó a la agencia de espionaje estadounidense entre febrero de 1993 y enero de 1995, reveló que existían serias dudas sobre la teoría que atribuye el primer atentadocontra el WTC al líder terrorista refugiado en Afganistán. Para respaldar sus afirmaciones, citó investigaciones reflejadas en el libro de Laurie Mylroie "Study of Revenge: Saddam Hussein´s Unfinished War Against America" ("Estudio de la venganza: La guerra sin terminar de Saddam Hussein contra América").

La culpabilidad de Bin Laden se basa, según Woolsey, en la cuestionable tesis de que Ramzi Youssef, uno de los presuntos autoresdel atentado de 1993, era en realidad un paquistaní de 27 años llamado Abdul Basit, quien habría sido un seguidor del líder refugiado en Afganistán. Según Woolsey, es probable que el supuesto Basit fuera en verdad un agente iraquí que adoptó esta falsa identidad cuando los archivos de la policía de Kuwait -donde residía el verdadero Basit en 1990- fueron confiscados por la inteligencia de las fuerzas de ocupacióniraquíes.

Esto explicaría una serie de confusas diferencias entre Abdul Basit en el verano (boreal) de 1989, cuando abandonó Gran Bretaña después de tres años de permanencia en ese país como estudiante, y Youssef en septiembre de 1992, cuando arribó a Nueva York. Entre otras cosas, una diferencia de estatura de unos doce centímetros, el desarrollo de una deformación bucal y orejas y boca más pequeñas. Woolsey destacó que los investigadores del FBI sospecharon inicialmente que Irak estaba detrás del atentado de 1993 contra el WTC, pero que fueron presionados por los fiscales y la Administración Clinton para centrar las sospechas sobre Bin Laden.

La Administración Clinton habría preferido acciones ocasionales para contener a Saddam. "¨Pero qué es lo que (Saddam Hussein) estuvohaciendo mientras (Estados Unidos) lo contenía? ", escribió Woolsey. "Muy posiblemente planeando, financiando y respaldando operacionesterroristas contra Estados Unidos." "Osama bin Laden bien puede ser el responsable (de los ataques de esta semana en Washington y Nueva York)", reconoció Woolsey, "pero los funcionarios de inteligencia e investigaciones criminales harían bien en considerar otra posibilidad: que los ataques -perpetrados por Bin Laden y sus seguidores o por otros- hayan sido financiados, apoyados y quizás incluso ordenados por Saddam Hussein."