La tala del Carmen reabre el debate del tráfico en el Casco
Operarios talando árboles en el Paseo del Carmen - j. de la pena

La tala del Carmen reabre el debate del tráfico en el Casco

Los vecinos critican el corte de árboles y ponen sobre la mesa el eterno problema de los coches en esta zona

Actualizado:

Dos asuntos aparentemente antagónicos como son el cuidado del medio ambiente y el tráfico rodado han vuelto a relacionarse tras la tala, el pasado martes, de seis árboles en el Paseo del Carmen, donde han comenzado las obras para su recuperación como zona verde y la construcción de una pequeña pista polideportiva. A la sorpresa o indignación generadas por esta acción municipal han venido a sumarse las quejas por las insuficientes plazas para aparcar el coche que la clausura de este parking «improvisado» -donde estacionaban diariamente unos 200 vehículos-, ha generado, especialmente entre los residentes del Casco Histórico toledano.

Por supuesto, la noticia de la tala de los árboles también ha provocado las críticas de la oposición, que ayer criticó duramente al alcalde por no haber anunciado sus intenciones en la reunión del Consejo de Medio Ambiente. La portavoz del PP municipal, Claudia Alonso, señaló que «lo que ha hecho Page en el Paseo del Carmen es muy grave, pues para recuperar este pulmón de Toledo tendrán que pasar décadas. No era necesario talar estos árboles sanos y mucho menos a escondidas y en silencio como ha hecho el alcalde de Toledo, pues el PP lo desconocía, al igual que lo desconocían los vecinos de Toledo; lo que no sabemos es si lo quería IU-Los verdes, ya que su concejal, Aurelio San Emeterio, sí acudió el lunes a aplaudir la actuación».

Instrumento político

La portavoz recordó asimismo que en la citada reunión del Consejo de Medio Ambiente en el Ayuntamiento de Toledo no se habló de este asunto, «a pesar de que el Grupo Popular pidió que se tratarán los verdaderos problemas medioambientales que hay en Toledo y no utilizar la reunión como instrumento político de oposición a la Junta». La portavoz popular asegura que «esta tala jamás fue aprobada por el PP, que desconoce el proyecto de remodelación del Paseo», por lo que pide los informes elaborados por los técnicos de medioambientales donde se explica la situación de los árboles.

La versión del equipo de Gobierno es muy diferente. El concejal de Urbanismo y Medio Ambiente, Javier Nicolás, atribuyó la tala de los seis olmos a que estaban enfermos y muy dañados, y anunció que por cada árbol desaparecido se van a plantar cuatro más, explicaciones con las que está totalmente de acuerdo el concejal de IU en el Ayuntamiento, Aurelio San Emeterio, quien aseguró que el PP conocía ya un proyecto que contemplaba la tala de árboles en el lugar que será ocupado por la pista polideportiva.

En declaraciones a ABC, los representantes de dos asociaciones vecinales del barrio antiguo ofrecieron su opinión sobre la polémica tala y sobre los problemas de aparcamiento derivados del cierre del parking improvisado del Carmen. Hilario Alarcón, presidente de la asociación Iniciativa Ciudadana del Toledo Histórico, explicó que aunque desde el Ayuntamiento fueron informados de que se veían obligados a talar «dos o tres árboles» para la construcción de la pequeña pista polideportiva, al final han sido seis los que han desaparecido, algo que «nos preocupa y disgusta», subrayó Alarcón, quien añadió sentir cierta «inquietud» por la falta de información y «transparencia» hacia los vecinos desde la institución que dirige García-Page

También tuvo críticas para el PP, partido al que recordó que «cuando ellos estaban en el poder tuvieron múltiples protestas por los conductores que aparcaban sobre las aceras en la zona de La Cornisa y exigían alternativas» que no se materializaron.

En cuanto a la falta de plazas de aparcamiento para residentes tras el cierre del Carmen, Hilario Alarcón señaló que nada tiene que ver este asunto con un aparcamiento ilegal que a su juicio no debe ser permitido: «aparcar en las aceras, en doble fila o en un parque es ilegal y no soluciona los problemas de aparcamiento de una zona, como es el Casco Histórico toledano, que tiene domiciliados fiscalmente 7.690 vehículos pero que tan solo cuenta con 3.000 estacionamientos legales regulados por la ORA. Y para agravar aún más el problema está el dato de los 22.000 vehículos que diariamente acceden al Casco Histórico de Toledo: «Más de la mitad de los residentes con vehículo en el Casco antiguo no tienen asegurado un aparcamiento», dijo el presidente de Iniciativa Ciudadana del Toledo Histórico, dejando una vez más sobre la mesa el antiguo problema del tráfico rodado y la peatonalización.

Improvisación

Ruben Lozano, presidente de la asociación de vecinos «La Mezquita», -también del Casco-, calificó la tala de los seis olmos del Carmen como «una vergüenza», y se quejó de que los vecinos no han podido ver el proyecto del parque hasta ahora, a pesar de haberlo solicitado al Ayuntamiento.

Aseguró Rubén Lozano que «pedimos que se reservase un espacio reducido para aparcar en el Paseo del Carmen, ya fuera para minusválidos o para algunos residentes», y criticó la «improvisación» del equipo de Gobierno en este y otros temas, aunque añadió parecerle «bien» que se recupere el parque.

En cuanto a la situación del aparcamiento en general en el Casco Histórico de Toledo, Rubén Lozano señaló que «cada pivote que se pone aquí para regular el tráfico es como un par de banderillas; el comercio se resiente y el enfado de los vecinos aumenta. me parece bien la necesidad de peatonalizar, pero hay que darle facilidades a los residentes».