La vida es sueño

POR BITÁCORAS.COM
Actualizado:

El jueves pasado sonó el despertador a eso de las 6 de la tarde, hora de Copenhague, a ritmo de bossa nova. Fue un lindo sueño que duró lo que duran los sueños, una eternidad o un segundo, porque todo es relativo. Despertamos siendo segundos, que no es lo mismo que ser primeros o es lo mismo que estar perdidos cuando de jugar se trata. Porque hay juegos en los que lo importante no es participar, como hay fuegos olímpicos que perjudican la salud.

Cuentan que Hitler, que era un villano, ganó un juicio en Estados Unidos; a nosotros el post nos sirvió para llegar a Mahatma Ghandi, que estuvo nominado hasta en cinco ocasiones para el Nobel de la Paz entre 1937 y 1948, no conquistándolo finalmente; es por ello que hoy lo sentimos más madrileño que nunca.

Los medios de comunicación continúan deshojando su margarita mientras Obama expresa su preocupación por el aumento del peso de los blogs frente al papel; entre árbol va y árbol viene, hay sacerdotes que lo tienen claro: la palabra de Dios, en soporte ecológico.

El GPS, "ese invento diabólico" debe estar pensando el grupo de jubilados que por error acabó de figurante en el festval de Sitges; aunque también los hay que afirman que esta noticia es tan falsa como un Stradivarius de pino. Quién sabe, en un mundo puesto del revés como éste quizá los creadores del instrumento acaben recibiendo un Nobel, el que no ganó Ghandi, o un igNobel por su invento.

Nos despedimos hoy con una brizna de esperanza. Dado que Grecia pronto nos superará en nivel de penetración en la red, ¿lograremos al menos el primer país con un barrio gamer?