Microsoft trata de ganar tiempo pidiendo otro aplazamiento

WASHINGTON. ABC
Actualizado:

En otra jugada para ganar tiempo, Microsoft volvió a pedir por seguna vez esta semana que la ejecución de la sentencia del Tribunal Federal de Apelaciones -que suposo un duro golpe hacia las prácticas monopolísticas de la compañía- quede aplazada hasta que se ventile su recurso presentado ante el Supremo de los Estados Unidos contra la instrucción de la causa. En dicho recurso, la compañía pretende anular toda la actuación del juez Jackson (la cual, por otra parte, fue parcialmente revocada por el Tribunal de Apelaciones), ya que los abogados de Microsoft consideran que sus declaraciones a la prensa y su conducta durante el juicio no fueron los apropiados.

Sin embargo, esta reincidencia en el aplazamiento coincide con los últimos retoques de su nuevo sistema operativo Windows XP, por lo que algunos analistas sugieren que lo único que pretende Microsoft es ganar tiempo. Por su parte, los abogados de la firma aseguran que «se serviría mejor al interés público» con la concesión de la prórroga. Gracias a la decisión del Tribunal de Apelaciones, a partir de ahora los fabricantes de ordenadores podrán retirar los iconos de Microsoft, aunque se funcione bajo Windows.