El fundador de Napster, premiado por su aportación a la innovación tecnológica

WASHINGTON. Agencias
Actualizado:

El fundador de Napster, Shawn Fanning, fue galardonado con dos premios "World Technology Awards" otorgados por una fundación asociada con la prestigiosa revista científica británica "Nature". Fanning recibió el máximo galardón para 2001 en las categorías de Entretenimiento e Iniciativa Empresarial, según informó la CNN.

Entre los galardonados con Fanning se encuentran la mayoría de las personalidades de renombre en el mundo de la tecnología, como el cofundador de Intel, Gordon Moore; el creador del sistema operativo Linux, Linus Torvalds; el inventor de las redes de computadoras Ethernet, Robert Metcalfe; el presidente de Celera Genomics y líder de esa empresa por descifrar el genoma humano, Craig Venter; y Lawrence Lessig, profesor y abogado que ha escrito dos de las obras más comentadas sobre el Derecho e Internet, "The Future of Ideas" (El futuro de las Ideas) y "Code" (Código).

Los premios los otorga la World Technology Network (WTN, Red Mundial de Tecnología) compuesta por 450 científicos, empresarios, ingenieros, funcionarios públicos y otros asociados con la alta tecnología en campos como los de la informática, las telecomunicaciones, el espacio, la ciencia de materiales, y la biotecnología. La fundación dice que su objetivo es "promover la serendipia", o sea, el don de descubrir sin proponérselo y crear algo totalmente inesperado.

Fanning, que en la actualidad tiene 20 años de edad, comenzó a desarrollar Napster a principios de 1999 cuando cursaba el primer año en estudios universitarios. La idea que tenía era facilitar que entusiastas de la música compartieran sus colecciones por Internet. Para hacerlo, su programa transforma cada computadora de usuario en un "servidor".

Esto rompió con el modelo jerárquico que había surgido en Internet, en que "servidores", principalmente de empresas e instituciones, atendían los pedidos por información u otro contenido de "clientes" en manos de usuarios individuales.

Fanning no tenía en mente crear una empresa o un servicio comercial, sino una comunidad pequeña de entusiastas de la música como él. Incluso, le puso como nombre a su programa su propio apodo, no uno que tuviera un significado más allá de su círculo íntimo.

Pero tan pronto como ofreció una versión de prueba públicamente, el número de usuarios estalló. Comenzó con decenas de usuarios en la universidad donde estaba, y de pronto, tenía decenas de miles. Un año más tarde eran decenas de millones. Todo ocurrió tan rápido que Fanning jamás publicó una versión definitiva de su programa, sólo una sucesión de "betas" (versiones de prueba).

Y la historia no termina ahí. El modelo "peer to peer" (de un "igual" a otro) popularizado por Napster rápidamente se ha extendido a un sinfín de campos, además del intercambio de música (que continúa mediante otros programas pese a las demandas judiciales de las grandes discográficas que obligaron a Napster a cerrar su red en el pasado mes de julio).

La idea "p2p" (como se le conoce popularmente en inglés entre entusiastas de la tecnología) se está utilizando en aplicaciones tan diversas como la búsqueda de inteligencia extraterrestre hasta las transmisiones de vídeo por Internet.

Pero Napster también representa una revolución potencial en modelos empresariales, así como una profunda sacudida al marco legal existente en el campo de la propiedad intelectual y los derechos de autor.