Detalle de un prototipo de Samsung presentado en varias ferias
Detalle de un prototipo de Samsung presentado en varias ferias - SAMSUNG
RUMORES Y FILTRACIONES

Samsung prepara la inminente llegada de un móvil plegable

Los analistas sospechan que la firma coreana desvelará los primeros detalles este miércoles de un dispositivo con «enfoque diferente»

MADRIDActualizado:

En busca de la nueva gran revolución móvil. La industria anda como loca continuamente para asombrar a los consumidores con sus propuestas, aunque a veces el riesgo no justifica el éxito. En los últimos años se ha experimentado con cámaras dobles y diseños sin bordes; ahora la nueva batalla que empieza a vislumbrarse en el horizonte son los móviles plegables y flexibles.

Es un concepto que todavía debe superar algunos desafíos tecnológicos, aunque después de varios años sonando con fuerza, da la sensación de que se está en condiciones de alcanzarlo. Aunque la melodía de ser primeros se lo ha arrebatado una desconocida firma china, Samsung prepara su asalto atendiendo a los últimos rumores. La firma surcoreana puede presentar, creen los analistas, su propio teléfono móvil flexible capaz de plegarse como un libro gracias a una aparentemente revolucionaria bisagra que aprovecha la naturaleza de las pantallas orgánicas OLED y logra que no se pierdan prestaciones.

Más allá de lo práctico que puede resultar un dispositivo en formato móvil que puede abrirse como un libro para ganar espacio, son pocas las innovaciones técnicas que se esperan en comparación con los «smartphones» actuales. El gigante asiático lleva varios años mostrando prototipos de pantallas flexibles en cada evento que llega, pero nunca ha hecho oficial un terminal con estas características. Hasta ahora; todo apunta a que este será este miércoles durante su conferencia de desarrolladores en San Francisco (EE.UU.) cuando anuncien un dispositivo con un «enfoque diferente».

Todavía no existe demasiada información al respecto, pero diversos analistas sitúan en los 2.000 dólares el precio de este supuesto terminal que tenga cualidades funcionales para plegarse para que pueda transportarse en el bolsillo. No está tampoco claro si el dispositivo se deberá usar principalmente en horizontal o vertical. Su nombre puede variar entre Samsung Galaxy Flex o Samsung Galaxy X a tenor de la descripción de la patente registrada en el regulador estadounidense.

Otros detalles que se han aireado es que el «smartphone», que tendrá 7.29 pulgadas extendida (4,58 doblada), ofrecerá hasta 512 GB de almacenamiento y soportará dos tarjetas SIM. Gobernado, además, por el sistema operativo Android en su versión 9.0 Pie, la más actualizada hasta la fecha.