Aplicaciones: de la cesta de la compra al taxi más cercano
El Congreso Mundial de Móviles de Barcelona - ines baucells

Aplicaciones: de la cesta de la compra al taxi más cercano

El MWC 2012 de esta semana ha subrayado la edad de oro de las aplicaciones móviles

BARCELONA, MADRID Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Para la industria de los móviles todo cambió en 2008. Bien mirado, hace un suspiro. Un año antes, Apple había decidido entrar en este mercado con un terminal revolucionario bautizado como iPhone. Unos meses después, Steve Jobs decidió que su App Store aceptaría creaciones de terceros. Fue la señal de salida. El mercado de las aplicaciones empezó a crecer como los ríos después de una gota fría.

La tienda de aplicaciones de Apple llegó ayer a los 25.000 millones de aplicaciones descargadas, una cifra enorme que subraya una revolución, no solo por la cantidad absoluta sino por el ritmo de crecimiento (mil millones más cada mes) y por la forma en que han cambiado nuestra vida.

En el Congreso de Móviles de Barcelona había una zona específica de aplicaciones, entre otras cosas porque la capital catalana aspira a convertirse en un gran centro de negocio de estos pequeños programas informáticos que llenan nuestros «smartphones» y tabletas. Los hay de tipo. Para guiarnos por el Metro o para leer el periódico. Veamos.

«Aplis» para ciegos

Los juegos siguen siendo los campeones de las descargas, pero cada vez más las aplicaciones intentan hacernos la vida más sencilla. Algunas de ellas se han mostrado estos días en Barcelona. Nokia, por ejemplo, lanzó Screen Reader, muy útil para los usuarios con visión limitada ya que convierte el contenido escrito de la pantalla en un texto sonoro.

Cuentos infantiles

PlayTales nos muestra cuentos infantiles interactivos para entretener a los pequeños. El catálogo de esta aplicación española para todas las plataformas está compuesto por un centenar de títulos en siete idiomas diferentes.

Iniciativas en Barcelona

El Ayuntamiento de Barcelona parece particularmente interesado en potenciar este pequeño pero creciente sector de negocio. Junto con Vodafone y Toshiba, avala el concurso «Apps4bcn» para localizar las app más innovadoras que contribuyan a crear o mejorar servicios en la ciudad. Y con la Generalitat y Google, desarrolla «Barcelona Go Mobile», iniciativa que da acceso a webs móviles de 26 puntos destacados de la ciudad.

ItineTours, desarrollada también en Barcelona, permite a los usuarios seguir rutas sugeridas por personajes famosos. La empresa que la creó ingresó 1,8 millones de euros en 2011 y prevé un volumen de negocio de cinco millones en 2012.

La lista de la compra

Otra de las aplicaciones recién presentadas es Carritus, para iPhone, que permite realizar la lista de la compra en Alcampo, Caprabo, Carrefour, El Corte Inglés, Eroski, Hipercor y Mercadona. La app solicita el código postal del usuario para sugerirle los supermercados de su zona. En cualquier momento puede comparar cuál sería el precio de su lista en los otros centros comerciales, lo que facilita el ahorro, y cambiar de súper tantas veces como desee. Finalmente, se guarda la lista, se paga en Carritus.com, y envían la compra a casa.

TouchActive es otra aplicación para ir de compras: se pueden hacer listas de productos en tiendas, internet o con un anuncio de la calle a través de códigos NFC y QR. Las listas se pueden compartir en redes sociales.

Revolución en el taxi

Ya funciona en Barcelona. myTaxi es una aplicación para Android y Apple que relaciona a los clientes con los taxistas, sin necesidad de llamar a una radioemisora o parar un taxi en la calle. La idea ha sido desarrollada por dos emprendedores alemanes. Los clientes pueden personalizar el tipo de taxi que prefieren: que acepte tarjetas de crédito, o mascotas, por ejemplo. Un sistema de geolocalización sitúa al usuario y a los taxistas que han activado la aplicación, y el más próximo acude al lugar indicado.

Si dispone de su propio coche, Mafuta Go! ayuda a encontrar la gasolinera con mejor precio más cercana.