El PP lanza cien propuestas contra la despoblación, como «cheques» para familias con dos hijos

El PP apuesta por medidas de apoyo al segundo hijo y ve en la inmigración «parte de la solución» al reto demográfico

MadridActualizado:

El Grupo Parlamentario Popular (GPP) en el Senado ha presentado este viernes una propuesta de recomendaciones frente al reto demográfico y la despoblación, entre las que se encuentra el apoyo a las familias con dos hijos, y cree que la inmigración «puede ser parte de la solución» del reto.

Así lo ha explicado en una rueda de prensa en senador y portavoz popular en la Comisión Especial sobre la Evolución Demográfica en España, Antonio Clemente, que ha precisado que la inmigración debe ser «controlada, legal, con respeto mutuo».

En este sentido, Clemente ha señalado que las personas migrantes hacen un papel «fundamental», desarrollando actividades que «muchos españoles no quieren hacer». «Seamos serios», ha manifestado el senador del PP.

Los populares de la Cámara Alta quieren aprobar un nuevo Plan de Integración que desarrolle campañas de convivencia y respeto en igualdad para la integración de personas migrantes. Durante su intervención, el portavoz del Grupo Popular en el Senado, Ignacio Cosidó, ha asegurado que el mes de enero ha sido «catastrófico» en materia de inmigración ilegal y ha acusado al Gobierno de Pedro Sánchez de no actuar.

El centenar de medidas propuestas giran en torno a cuatro ejes: apoyo a las familias y a la natalidad; afrontar el envejecimiento; distribución de la población y la despoblación; y la implicación política y social. Según ha afirmado Cosidó, el reto demográfico es el "más importante" del país, ya que la tasa de natalidad continúa "en caída libre" mientras crece la esperanza de vida.

Para el Grupo Parlamentario Popular, el primer objetivo es aumentar la natalidad para lo que se propone impulsar una Ley de protección de la maternidad, la infancia y la familia; ampliar la protección de las familias numerosas, con apoyos para las de dos hijos; y la mejora de las ayudas que tienen tres o más hijos. «Hay un deseo de tener un segundo hijo», ha asegurado Cosidó, que cree que es algo «esperanzador».

El PP también apuesta por valorar la extensión del esquema de «cheques familiares» y la mejora de la fiscalidad de productos y servicios necesarios en el ámbito familiar; incorporar como beneficiarios de cheques y deducciones familiares a las familias con dos hijos para favorecer la decisión de ampliar la familia, y ampliar los respaldos para las madres menores de 30 años y anticipar la edad de maternidad.

Otras medidas englobadas en el eje de apoyo a las familias y a la natalidad son la aprobación de una nueva Ley de Conciliación y Corresponsabilidad; el reconocimiento legislativo del «mobbing maternal» en el entorno laboral o plantear bonificaciones a la contratación de mujeres que hayan sido madres. Además, abogan por la equiparación de los permisos de paternidad y maternidad y por la gratuidad de la educación de 0 a 3 años.

Envejecimiento saludable

En relación con el eje relativo a afrontar el envejecimiento, se apuesta por favorecer el envejecimiento saludable y abordar la Cronicidad a través del Sistema Nacional de Salud; así como el Plan Nacional de Alzhéimer. Además, el PP propone reforzar la capacidad del Sistema de Dependencia.

En materia de distribución de la población y la despoblación, los populares ven necesario asegurar una adecuada prestación de los servicios públicos en toda España, atendiendo a la necesidades de las zonas con escasa población, dispersión o despoblación; así como extender la conectividad a internet en estas zonas e implantar programas de transporte público adecuados y adaptados a las necesidades del territorio. «Es imposible vivir ya sin internet», ha subrayado el portavoz popular.

Facilitar el acceso a ayudas para favorecer la empleabilidad; ayudas para nuevas iniciativas de emprendimiento son otras de la recomendaciones que ha presentado el Grupo Parlamentario Popular en el Senado.

Por otra parte, apuesta por defender la implicación de la Unión Europea en los desafíos demográficos, especialmente en la disposición en la disposición de fondos europeos; o potenciar la imagen positiva del campo español y del medio rural, entre otras medidas. Cosidó ha avisado de que el problema «va a peor» y ha destacado la importancia del consenso político, peto también de toda la sociedad, incluido el mundo empresarial.

La Comisión Especial sobre la Evolución Demográfica en España se creó tras la Conferencia de Presidentes de 2017. Los grupos políticos de la Cámara Alta presentarán sus propuestas, junto a las del PP, a fin de llegar a un consenso y ofrecer una respuesta institucional al reto demográfico.