Dos de los detenidos son introducidos en un furgón policial. Efe

La Policía se incauta de mil kilos de cocaína en unanave de Castellón

VINAROZ (CASTELLÓN), Efe
Actualizado:

La Policía ha desarticulado la mayor organización internacional de traficantes de cocaína en España, al detener a 22 personas, La cocaína, procedente de Suramérica, era introducida en España camuflada en contenedores cuyo destino final era el puerto de Barcelona.

La operación, que comenzó el pasado mes de octubre, se ha desarrollado en Barcelona, Alicante, Madrid, Sevilla, Alhaurín de la Torre (Málaga), Teruel y las localidades castellonenses de Peñíscola y Vinaroz, donde se han detenido a las 22 personas, de las que siete son de nacionalidad española, seis colombiana y nueve ecuatoriana. Entre ellas se encuentran los máximos responsables de la organización, un español y un colombiano, que han sido arrestados en Málaga y Alicante, respectivamente.

En la Comunidad Valenciana han sido detenidas en total diecisiete personas, de las que cuatro fueron arrestadas en Alicante, seis en Peñíscola y siete en Vinaroz. En una nave industrial de esta localidad de Catellón fueron localizados entre el viernes y ayer mil kilos de cocaína base, oculta en un total de mil seiscientos sacos de granulado de pómez, en una operación en la que intervinieron cuarenta policías.

GRANULADO DE PÓMEZ

La red importaba distintas mercancías legales procedentes de Suramérica, entre las que ocultaban la cocaína, que era transportada en barco camuflada en un producto conocido como granulado de pómez, dispuesta para su transformación posterior en clorhidrato de cocaína y su distribución a distintas comunidades autónomas.

La organización puso en funcionamiento un entramado de empresas o sociedades interpuestas para dar cobertura legal a la importación de los contenedores y el blanqueo posterior del dinero procedente de la venta de la droga. Además, la red contaba con los servicios de un agente de aduanas en Barcelona, a donde llegaba la mercancía.

La Policía investiga en estos momentos qué sistema financiero utilizaba la organización de traficantes de cocaína para blanquear el dinero que obtenía con sus operaciones ilícitas, según aseguró ayer el director general de Policía,Juan Cotino. El máximo responsable policial hizo estas declaraciones durante su visita a la nave industrial situada a las afueras de la localidad castellonense de Vinaroz, el centro de operaciones de la organización.

Cotino destacó asimismo que la operación antidroga, iniciada después del pasado verano, es la más importante practicada por la Policía española en cuanto al dinero intervenido, cifrado en más de seiscientos millones de pesetas y hallado en un zulo de la localidad de Nogueruelas, en la provincia de Teruel, y obtenido al parecer de las transacciones ilegales de la droga.