La casa de Howard y Jaqueline Titterton
La casa de Howard y Jaqueline Titterton - ABC

Una pareja de ancianos se suicida porque no deseaban «vivir el uno sin el otro»

Howard y Jacqueline Titterton dejaron antes de morir una nota a sus vecinos indicándoles lo que tenían que hacer

ABC
Actualizado:

Howard y Jacqueline Titterton era un matrimonio feliz que vivía en Gales. Eran asiduos a realizar viajes juntos en crucero y disfrutaban en común de la fotografía y la música, dos aficiones que les apasionaba. En definitiva, a pesar de no tener hijos, era un matrimonio feliz. Sin embargo, el destino les tenía preparado un fatal desenlace que acabó motivando el suicidio de ambos el pasado mes de noviembre.

Howard, oficial retirado de 80 años, fue diagnosticado con un cáncer terminal de intestino. Su esposa, que era enfermera, se encargaba de realizarle los cuidados paliativos. Sin embargo, la situación irreversible de Howard acabó provocando el fatal desenlace. Según la nota que dejaron en la puerta de sus vecinos, decidieron quitarse la vida porque «no deseaban vivir el uno sin el otro».

Según los vecinos que recibieron la nota, describieron a la pareja como «personas encantadoras» y que fue toda una sorpresa leer la nota donde indicaban lo que habían hecho.

Pero no fueron las únicas indicaciones que realizaron. Según explican las autoridades británicas, la pareja dejó varias cartas también a la policía, amigos y abogado en donde explicaban los pasos que debían realizar tras su muerte. En ella también explicaban que habían disfrutado de «una gran vida» y que ninguno de los dos presionó al otro para realizar el fatal desenlace.

También dejaron etiquetas en algunos objetos donde indicaban el nombre de la persona que debía heredarlo.