Trabajar de noche puede producir diabetes y obesidad
El aumento de glucosa en sangre es el paso previo a la diabetes - ABC

Trabajar de noche puede producir diabetes y obesidad

El cambio de horario produce un desajuste en el reloj biológico, produciendo un aumento de la glucosa en sangre

MADRID Actualizado:

Buxton, neurocientífico en la Escuela Médica de Harvard, ha dirigido una investigación que demuestra que las personas que trabajan en turnos nocturnos tienen mayor probabilidad de padecer diabetes u obesidad debido a un desajuste en el reloj circadiano.

La revista «Science Translational Medicine» ha publicado el estudio en el que, tras analizar a 21 personas sanas durante 6 semanas, se llegó a la conclusión de que la alteración de los ciclos de vigilia-sueño afecta a las células pancreáticas secretoras de insulina, dando lugar a un aumento de glucosa en sangre. De esta manera, se estaría tan solo a un paso de sufrir diabetes. Además, también se comprobó que se puede llegar a engordar hasta 4,5 kilos al año debido a la notable reducción de actividad metabólica.

«Nuestros resultados muestran que las personas que trabajan en turnos de noche y tienen predisposición a la diabetes tienen más posibilidades de desarrollarla», afirman los investigadores.

Mejor turnos mensuales

El estudio consistió en analizar los cambios que sufrieron los individuos a los que se les sometió a un cambio radical de horario. Durante las tres primeras semanas durmieron 10 horas diarias, transcurridas éstas, sus horas de sueño se redujeron a unas 5 o 6 horas cada 24. Con este cambio se pretende reproducir lo que serían los cambios de turno de trabajo. Sin embargo, también se pudo comprobar que tras 9 días el organismo se restablecía.

Lo indicado para que el organismo no sufra una alteración continua es que se reduzcan lo máximo posible los cambios de turno, siendo los cambios mensuales menos dañinos que los semanales.