Dan por muerta a una abuela argentina de 82 años y cuando la iban a meter en el cajón, respiró

Los médicos aseguran que el error pudo deberse a que la mujer sufrió una catalepsia

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Parece inverosímil pero esto fue lo que ocurrió a una mujer anciana de 82 años en la localidad bonaerense de Benito Juárez, un pueblo ubicado a 230 kilómetros al sudeste de Mar del Plata. Después de una semana en coma, los médicos del hospital municipal Eva Perón certificaron la muerte de la mujer y fue trasladada a la casa funeraria para preparar su sepelio.

Mientras su hijo Roberto Maques transmitía la triste noticia a los familiares y amigos, uno de los empleados de la funeraria corroboró que la mujer aún respiraba mientras maquillaba el cuerpo para presentarlo en un ataúd.

Ante el insólito suceso, los médicos se vieron obligados explicar los sucedido a través de una rueda de prensa. «Se trató de un hecho fortuido y es la primera vez que nos pasa algo así», señalaron. Según explicaron, la situación puede corresponder a «un coma profundo con lesión de tronco cerebral irreversible y premorten cuyo único diagnóstico es por estudio neurofisiológico, carentes en este hospital, o a un cuadro de catalepsia».

Hospital Eva Perón
Hospital Eva Perón - ABC

La mujer, que padece Alzheimer, había ingresado hace una semana en el hospital en estado de coma y con un cuadro de demencia severa, precisaron los médicos. En la última visita de los médicos a la paciente, los facultativos constataron que la mujer presentaba «una midriasis paralítica bilateral, sianosis, apnea, que es falta de respiración, cianosis y falta de latido cardíaco. Se llamó a la familia según la normativa y se dio aviso al servicio funebre», explicó la médica Karina Stadler, acompañada por el director del hospital, Juan Scumburdi.

Lo cierto es que cuando Roberto Maques regresó a la funeraria su madre ya no estaba allí. «Tu mamá esta viva», le dijo uno de los empleados, impresionado: «Llamamos a la ambulancia y se la llevaron». La mujer volvió a ser internada en el hospital, donde se encuentra en grave estado de salud, informó el diario argentino «Clarín». «Los médicos me dijeron que esto puede pasar. Les había avisado a todos los familiares que había muerto y después llamé a todos para avisarle que estaba viva», le dijo Maques a un medio local.