Imagen de Lombok
Imagen de Lombok - ABC

Lombok, el desconocido paraíso indonesio que aspira a ser la nueva Bali

Aún sin explotar, la isla se está consolidando como un nuevo destino vacacional

Actualizado:

La isla de Lombok, en Indonesia, sufrió la noche del domingo un terremoto de magnitud de 6,4. Los hoteles y viviendas de la isla han quedado reducidos a escombros. Con al menos un centenar de heridos y más de 200 heridos, el desastre no solo ha sorprendido a los habitantes de la zona, sino que centenares de turistas que disfrutaban de sus vacaciones sintieron también como la tierra se movía bajo sus pies.

La isla de Lombok es uno de los destinos más desconocidos del país. Poco a poco va consolidando su actividad turística, aunque Alejandro Viato, de la agencia «Indonesia en tus manos», asegura que la zona está «todavía a media estación», aún sin explotar. Es el Gobierno indonesio quién está promocionando la isla como reclamo turístico, y quién fomenta una idea que está calando entre los viajeros: Lombok es «La nueva Bali».

La isla tiene un paisaje más salvaje que su isla hermana y ofrece un entorno más tranquilo. «La zona vive, en lo relativo al turismo, de sus playas y del volcán Rinjani», comenta Alejandro Viato. Tal como explica Alfonso Carrasco, responsable de turismo español de Catur Expediciones, el nombrado volcán es el más grande de todo Indonesia y uno de los atractivos principales de la zona». Ahora mismo se encuentra cerrado y se ha evacuando la zona, con el fin de asegurar la seguridad de los afectados.

El epicentro del terremoto ocurrió en la zona norte de Lombok. Su zona turística, en cambio, está situada al sur y oeste de la zona. En Senggigi, el sur de Kuta y las islas Gili se concentra la mayor parte de la oferta vacacional.

La zona más turística

Según apunta Alejandro Viato, la afluencia de turistas de Lombok, en comparación a la de Bali, supone tan solo un «10% o 5%». Cuenta que «si en Lombok hay 100 turistas en Bali hay 4.000». Entonces, el número de visitantes que se encontraban en Lombok en el momento del terremoto se explica porque las islas Gili –una de las zonas con mayor número de afectados por la tragedia–, se encuentran mucho más cerca de la costa de Lombok, pero reciben cada día miles de turistas de Bali. «Pueden llegar a ir 12 barcos al día, cada uno con 80 personas», cuenta Alfonso Carrasco, que califica las islas de Gili como «las más turísticas de todo Indonesia».