Alejandro Sanz apoya a los alumnos del colegio Alkor desde su Twitter

Educando a «pequeños solidarios»

La pionera iniciativa de un colegio madrileño ha logrado la colaboración de rostros conocidos como Alejandro Sanz, Lolita o Iker Casillas en apoyo a los niños mozambiqueños

madrid Actualizado:

Una educación solidaria y en igualdad es posible. El colegio Alkor en Alcorcón es un ejemplo de ello. Una de las iniciativas de este centro, el proyecto «Khanimambo Alkor», ha conseguido el apoyo de personalidades relevantes para recaudar fondos para una escuela en Mozambique.

El colegio cuenta con un amplio abanico de actividades sociales adecuadas a los diferentes cursos. Desde los más pequeños con la «policía verde» enfocada a la concienciación medioambiental a actividades de cooperación como los desayunos a los sin techo, de las que se encargan los chicos de secundaria.

Desde la escuela, la orientadora escolar, Ana García Trevijano, nos comenta que sólo están tratando de «dar una vía». Los niños se implican en este tipo de actividades «fuera del horario escolar». Por otro lado, los padres están encantados con el compromiso de sus hijos en labores sociales.

«Ser competente, es saber aplicar lo que has aprendido» nos comenta Ana y es que una de las finalidades del centro es que el desarrollo de voluntariados se estandarice y se convierta en algo habitual en todos los niveles de la enseñanza.

Khanimambo Alkor

Una de las iniciativas llevadas a cabo por el centro es el proyecto Khanimambo Alkor, al que han apoyado desde twitter David Summers, Iker Casillas, Tomás Gómez, Andreu Buenafuente, Esperanza Aguirre y Jordi González, entre otros.

Un dibujo de Ágatha Ruíz de la Prada, un ejemplar de «El susuro de la caracola» dedicado por su autor, Maxim Huerta, la guitarra de Alejandro Sanz, un cuadro pintado por Lolita Flores o camisetas firmadas por jugadores como Jorge Pulido del Atlético de Madrid; son algunas de las donaciones que los jóvenes del colegio Alkor han conseguido para este proyecto.

Mediante un convenio con la Fundación Khanimambo, estos diez chicos de entre 15 y 16 años, con la ayuda de los docentes de su colegio, se están encargando de recaudar fondos para a escolinha de Praia Xai Xai, en Mozambique. Un lugar de ayuda y apoyo para los jóvenes con clases de refuerzo escolar diarias a 197 niños para que consigan el nivel educativo necesario que les permita el acceso a mejores oportunidades.

A través de este proyecto, el colegio Alkor y la Fundación Khanimambo buscan que «los adolescentes sean capaces de ir más allá, que haya una fusión de realidades, mentalidades, maneras de hacer y de vivir» para crear «vínculos de amistad por ambas partes, fundados en el respeto y borrando la barrera entre lo propio y lo ajeno».