Una mujer fumando un cigarrillo electrónico
Una mujer fumando un cigarrillo electrónico - Agencias

Un joven de 24 años muere tras explotarle un cigarrillo electrónico en la boca

William Brown presentaba un corte en la arteria carótida de su cuello debido a la explosión del vaporizador

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

William Brown, de 24 años, aparcó su vehículo junto a una tienda especializada en cigarrillos electrónicos. En ese momento hizo uso de su vaporizador, que explotó en su boca, enviando fragmentos metálicos a su rostro. Uno de ellos le provocó un «trauma penetrante» en la arteria carótida de su cuello, como ha explicado la oficina del médico forense del condado de Tarrant, en Texas.

Dos días después del incidente, Brown fallecía en el hospital a causa de un accidente cerebrovascular. «Era un chico muy dulce», señalaba su padre a The Washington Post. Faltaban dos semanas para su cumpleaños. «Hace 25 años que no paso dos días sin hablar con él».

La de Brown es la segunda muerte relacionada con explosiones de vaporizadores en los últimos meses en Estados Unidos. En mayo de 2018, un hombre fallecía en Florida después de que su dispositivo explotara, provocándole heridas graves por la metralla.