Fallece de cáncer una joven de 19 años que retrasó el tratamiento para dar a luz a su bebé

Brianna Rawlings quiso dar a su hijo Kyden una oportunidad de vivir

Actualizado:

Brianna Rawlings retrasó el tratamiento contra el cáncer mientras estaba embarazada para dar a luz a su hijo que falleció después de nacer.

La joven enferma de leucemia quiso dar una oportunidad de vivir a su hijo Kyden y tomó la decisión de no tratarse de la enfermedad hasta que el pequeño naciera. Las imágenes en las que se podía ver a madre y bebé juntos después de que Kyden llegara al mundo se hicieron virales. Desgraciadamente, el niño, nacido por cesárea de emergencia, solo vivió días.

La adolescente, de Sydney, Australia, solo estaba embarazada de 17 semanas cuando le diagnosticaron una forma rara y agresiva de cáncer de la sangre. Se le dio la opción de interrumpir su embarazo o llevarlo a término pero demorando el tratamiento.

Su decisión de continuar con su embarazo redujo sus posibilidades de supervivencia. Sin embargo, se vio obligada a dar a luz tres meses antes, ya que comenzó a sufrir dolores y fiebres insoportables.

Kyden perdió su batalla 12 días después de haber contraído una infección estomacal. «Esos 12 días que pude pasar con mi bebé Kyden, abrazándolo y hablando con él ¡fueron tan especiales, fueron los mejores 12 días de mi vida!».

La salud de Brianna empezó a debilitarse poco después hasta que murió el 29 de diciembre poco después de haber cumplido los 19.