Imagen de archivo
Imagen de archivo - ABC

Detenidas 48 personas por estafar 5 millones de euros con el timo del Nazareno

Los investigados declaraban las empresas en quiebra y realizaban un alzamiento de todos sus bienes, lo que imposibilitaba a las entidades bancarias cobrar sus deudas

MurciaActualizado:

Un total de 48 personas han sido detenidas por agentes de la Policía Nacional en una operación desarrollada en Murcia, Sevilla y Madrid en la que ha sido desmantelada una trama que estafó a entidades bancarias casi 5 millones de euros mediante una versión moderna del timo del Nazareno, ha informado hoy este cuerpo.

En concreto, crearon una empresa a nombre de testaferros que dotaron de viabilidad económica solicitando préstamos bancarios para apoyar su actividad, que eran correctamente abonados en un primer momento, si bien cesaban en su pago después de solicitar una ampliación del crédito dejando la deuda pendiente a la entidad bancaria.

Los arrestados, que conformaban dos grupos estructurados en lazos familiares y unidos por un ideólogo común, lograron obtener un beneficio de más de 2,5 millones de euros, además de adeudar más de dos millones a la Agencia Tributaria y a la Seguridad Social.

Los investigados declaraban las empresas en quiebra y realizaban un alzamiento de todos sus bienes, lo que imposibilitaba a las entidades bancarias cobrar sus deudas.

Las investigaciones permitieron averiguar que los dos grupos estaban realizando operaciones de blanqueo de dinero procedente de delitos económicos de compleja ejecución, tales como estafas y frustración de la ejecución de deudas contraídas, cometidas contra entidades bancarias y organismos públicos, entre ellos la Seguridad Social.

El primero de los dos grupos fue investigado por cuatro campañas delictivas perpetradas entre los años 2010 y 2013 y sus beneficios ilícitos habrían sido blanqueados a través de operaciones de financiación bancaria y compraventa de bienes inmuebles.

Las citadas campañas consistieron en la consecución de préstamos bancarios y la adquisición financiada de vehículos de alta gama, utilizando para tal fin sociedades instrumentales administradas por testaferros de bajo nivel económico.

Los testaferros los dirigían miembros de la organización identificados como «gestores», presentándose ante las sucursales bancarias y concesionarios de vehículos de Sevilla, Murcia y Madrid como empresarios del sector cárnico que estaban interesados en obtener un préstamo o adquirir un vehículo mediante financiación.

Cada una de las sociedades pantalla utilizadas por el grupo criminal fue dotada de solvencia financiera a través de la adquisición de bienes inmuebles en los que el valor declarado en la operación de compraventa resultó estar muy por encima de su valor real de mercado.

Para este fin, los testaferros ingresaron en nombre de estas sociedades cheques emitidos por terceros colaboradores en concepto de transacciones mercantiles simuladas.

En cuanto al segundo grupo investigado, se trata de un complejo entramado societario presuntamente utilizado para llevar a cabo la descapitalización de tres empresas de transporte de mercancías por carretera y, con ello, impedir intencionada y premeditadamente la ejecución de deudas.

Inicialmente fueron detenidos los 6 principales investigados —los líderes de los dos grupos y el asesor común de las dos estructuras— y la policía registró las sedes sociales de la asesoría y de una de las empresas investigadas.

En la segunda fase de la operación policial fueron detenidas 42 personas relacionadas con los hechos y de escalones inferiores, entre ellos los testaferros utilizados para la creación de sociedades mercantiles pantalla.

Los agentes han bloqueado un total de 52 inmuebles pertenecientes a distintos implicados en la trama, entre los que se encuentran distintas sedes sociales, y han solicitado el embargo 60 camiones tipo tráiler y más de 20 vehículos de uso particular.