Juan Antonio Aparicio Pacios, director ténico del O2 Centro Wellness de Madrid, hace ejercicios con sus alumnos
Juan Antonio Aparicio Pacios, director ténico del O2 Centro Wellness de Madrid, hace ejercicios con sus alumnos - MAYA BALANYA

Cómo puedes perder peso con ejercicios de tan solo 20 segundos

Con tan solo diez segundos de descanso tras otro veinte de trabajo, este sistema intenso y organizado en intervalos permite definir el tono muscular y ganar capacidad aeróbica

MADRIDActualizado:

Se trata de realizar ejercicios durante 20 segundos y descansar otros 10. Así de simple es la definición del método Tabata. El nombre homenajea a Izumi Tabata, profesor de la Facultad de Deportes y Ciencias de la Salud de la Universidad Ritsumeikan (Japón) y creador de la técnica. Este método, como se deduce de su definición, tiene la ventaja de que es un ejercicio físico que se realiza en un periodo muy corto de tiempo. Esos 20 minutos de ejercicio son tan intensos (a lo que se suma que el descanso es corto) que una sesión o clase de tabata no puede ser excesivamente larga. ¿Cuáles son los beneficios de este entrenamiento corto, intenso y organizado en intervalos? «Perder peso, mejorar la capacidad aeróbica y de rendimiento y definir el tono muscular», explica Juan Antonio Aparicio Pacios, director ténico del O2 Centro Wellness de Madrid.

Este ejercicio está indicado para hombres y mujeres, aunque ellas suelen preferirlo más que ellos. «Los hombres vienen aquí para hacer ejericios de musculación, las mujeres escogen esta opción porque, genéticamente, tiene más reservas de grasa que el hombre que este concentra más en el abdomen», explica Aparicio. En cuanto a la edad, «suelen acudir personas de entre los 25 y 50 años, aunque lo puede hacer cualquier siempre que sea consciente de que son ejercicios cortos pero muy intensos».

Aparicio se niega a calcular cuánto peso se puede llegar a perder con el método. «Es imposible saberlo, depende de cada persona y de cómo esta combine el ejercicio con la alimentación. Si un entrenador dice exactamente cuánto peso se pierde está mintiendo», concluye.

El método Tabata suele realizarse solo con el propio cuerpo, aunque en alguna ocasión pueden añadirse pesas o resistencias. «El peso es lo menos habitual para la gente que viene por primera vez. Sí podría plantearse para deportistas profesionales yaque hacer los ejercicios que propone el Tabata, tan intensos y cortos, con peso es muy difícil», explica Aparicio.

Resultados

Este entrenador sí que es, sin embargo, más proclive al uso de resistencias como es el caso de las gomas (cuerdas elásticas) para hacer ejercicios de tracción. Se colocan, por ejemplo, en el abdomen y ejercen una fuerza contraria a la marcha obligando al cuerpo a hacer más fuerza.

Otra opción para el Tabata es el uso de anillas o de un arnés para la realización de ejercicios en suspensión, práctica también denominada TRX.

Si bien exige mucho, también promete resultados: «Lo ideal es hacer un entrenamiento de tres veces por semana durante, al menos, ocho semanas», señala Aparicio.

A partir de ese momento, sin embargo, este entrenador recomienda cambiar de técnica porque sino «el cuerpo se acostumbra y ya no responde como al principio».

«Me activa»

Daniel acude al O2 Centro Wellness de Madrid tres o cuatro veces por semana y dentro de toda la rutina que lleva a cabo nunca olvida el método Tabata, aunque en su caso no es para peder peso. «Me hace sentir bien, me da vitalidad, agilidad, mayor capacidad aeróbica y resistencia. Es una muy buena opción, además, para la gente que tiene poco tiempo para hacer ejercicio», cuenta este cliente de 41 años.

De hecho, pese a que el método se caracteriza por su exigencia, Juan asegura que a él el Tabata le sirve para empezar a hacer otros ejercicios y rutinas: «Me activa para luego poder hacer bicicleta, pesas, anillas, etc».

Este método es muy similar a otro muy de moda actualmente, el HIT formado por las iniciales de «High Intensity Training», es decir, entrenamiento de alta intensidad. «Es muy parecido al Tabata, aunque permite má variaciones, por ejemplo, en lugar de trabajar 20 segundos, se hace ejercicio durante 60», concluye Aparicio.